28
Jul

Ayer, más vale tarde que nunca, y siguiendo el consejo de casi todo el mundo el Banco Central Europeo dijo que si fuera necesario  intervendría en el mercado secundario de deuda para salvar a España y a Italia y evitar así un derrumbe del euro. Estas declaraciones animaron a los mercados y el Ibex se anotó la mayor subida en más de dos años y permitieron a todas las bolsas de Europa abrir con subidas.

Pero hoy “Pepito Grillo” (es decir, el banco central alemán o Bundesbank) ha dicho que la compra de bonos no es el mejor camino para resolver la crisis de la deuda y como consecuencia las caídas en las bolsas no se han hecho esperar.

Al Bundesbank le debe importar poco que la confianza empresarial en Alemania cayera en julio por tercer mes consecutivo y alcanzase su nivel más bajo desde marzo del 2010, una señal del recrudecimiento de la crisis de deuda en la zona euro y que no ha perdonado a las empresas de la mayor economía de Europa. (La crisis de deuda está asolando a toda Europa, incluida Alemania y como escribió hace poco José Ramón en este blog también a Gran Bretaña).

Mientras Roma (la Eurozona) arde en llamas Nerón (el Bundesbank) toca la lira.

Alemania: Clima empresarial

Una prueba de este enfriamiento es que el centro de estudios IFO, con sede en Munich, informó esta semana que su índice de clima empresarial (ver cuadro) basado en una encuesta mensual a unas 7.000 empresas cayó en julio notoriamente desde 113,9 hasta 111,6 (mínimo desde julio de 2010) que se suma al descenso de meses anteriores.

Alemania: Índice de confianza

Como ya se dijo más arriba el índice de confianza empresarial en el conjunto de Alemania cayó en julio. La nueva caída de la confianza de los empresarios alemanes añade evidencias de que la economía alemana está sufriendo un rápido enfriamiento y que se encuentra en riesgo de estancamiento.

Alemania: expectativas empresariales

Las expectativas de los empresarios alemanes (ver gráfico más abajo) han disminuido por cuarto mes consecutivo de 102,7 en abril a 95,6 en julio (mínimo desde julio de 2009).

Que el BCE intervenga comprando deuda es bueno para España, Italia, Alemania, la Eurozona, Estados Unidos y el Mundo. El Bundesbak debería saberlo.

Sponsorized by:
Volvo-Economy

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Dejar un Comentario

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle contenido relacionado con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar