22
Ago

Una de las cosas buenas de la situación económica actual –si es que se puede decir que tenga algo de bueno- es que suceden cosas que en situaciones normales no resultan posibles. Una de las que me llaman la atención es la referida con las emisiones de deuda, pero no de deuda española, sino alemana. Y la curiosidad viene de que los tipos de interés que resultan en dichas subastas son buenos ejemplos para explicarse en un aula de economía como excepciones a las reglas generales.

En general, un ahorrador que materializa sus ahorros en un instrumento financiero espera una rentabilidad positiva, frente a la alternativa de mantener sus recursos de forma líquida. Dicho tipo de interés refleja el precio –o la compensación- por la espera, como en el caso de un bono a un determinado plazo. La noticia de hoy es que en la emisión que ha realizado el Tesoro alemán de bonos a dos años el tipo de interés ha subido… hasta el 0%, ya que en la subasta anterior, hace un mes, el tipo de interés fue del -0,06%. Es decir, que el Gobierno alemán se estaba financiando y cobraba a los ahorradores por el “favor” de permitirles adquirir sus bonos.

Sin duda, un buen ejemplo de comportamiento inusual –un tipo de interés negativo-, que ya se produjo por primera vez hace meses y que en el caso de deuda a corto plazo, también se ha observado en emisiones francesas. ¿De verdad no hay ningún activo financiero en el mundo en estos momentos que resulte más interesante que uno con rentabilidad nominal negativa? Desde luego algo sorprendente, pero que da que pensar, ¿no les parece a los lectores?

Comentarios

Javier Lusquiños 22 Agosto 2012 - 18:05

Quizás los flujos inversores que antaño iban a activos refugio tipo metales nobles, estén cambiando de dirección hacia activos considerados seguros, como la deuda de los países del norte de Europa.
Si por ejemplo tomamos el oro, como el típico activo refugio, su precio ha pasado desde los 700$ la onza a los 1600$ actuales desde 2007 a 2012, habiendo llegado a alcanzar los 1.800$. Es decir el flujo de dinero que buscaba seguridad en estos ya 5 años que llevamos de crisis, ha ido destinado a activos líquidos sin riesgo , salvo el de su cotización claro y ahora puede estar en una burbuja, que justifique estos movimientos a títulos de deuda.
En todo caso, quizás también detrás de estos flujos, estaría la expectativa de salida a la crisis europea, ya que en caso de desaparición del euro, los títulos de deuda alemana tendrían una reconversión un marco que en un entorno de ruptura del euro, podría alcanzar revalorizaciones del 40% según se estima y en caso de una solución no tan traumática, quizás el beneficio estaría en la recuperación de la cotización del euro frente a otras divisas tipo dollar o libra esterlina.

Fernando 22 Agosto 2012 - 23:57

Pregunto sin conocimientos de la materia… ¿no acabará esto siendo perjudicial para la economía alemana? Es fácil ser competitivo y tener rentabilidad si te prestan tan bajo pero, ¿qué pasará cuando los alemanes se tengan que financiar a tipos normales?

Les puede pasar como a quien lleva flotador y cree saber nadar, que cuando se lo quitan, no se sabe mantener.

GOYO DE FRUTOS 23 Agosto 2012 - 08:29

Estimado Valentin , tocas un tema interesantisimo , porque es el vertice donde la sicologia y la economia se tocan, mira hace ya muchos años tuve la suerte de conocer personalmente a un gran financiero Español, yo estaba en 2 de Empresariales y hablando con el precisamente de por que un sujeto economico invierte en un sitio u otro ,me explicaba lo siguiente.
” imagina una prueba de resistencia campo atraves en la cual segun avanzas te van dando bonificaciones y si logras llegar al final logras un suculento premio economico , pues bien el dia amanece soleado los participantes avanzan rapidamente consiguiendo pequeñas bonificaciones pero seguras, de repente el camino se empina ya no queda casi agua y el cielo se nubla, no obstante hay gente que continua y logra mas bonificaciones pero con mas riesgo, al final cae una tormenta terrible y parece el fin del mundo ,la mayoria deciden dejar la prueba y refugiarse, solo algun intrepido decide seguir ,se hace de noche llueve a cantaros y no se ve nada, los que quedan estarian dispuestos a pagar por un alberge.

Pues bien esta pequeña moraleja que me enseño este hombre vale para esto , la noche y la terrible tormenta es Grecia, los nubarrones y la lluvia intensa España E Italia, el sol aunque con un poco de viento Francia y Benelux y el alberge con chimenea Alemania.

Es decir la gente esta dispuesta a pagar por un alberge por que fuera hay una tormenta terrible.

un abrazo fuerte desde Segovia ( España).

[…] La patología de la deuda pública con interés negativo (En Economy Weblog) […]

mati 10 Febrero 2013 - 01:01

Estimado Valentin , tocas un tema interesantisimo , porque es el vertice donde la sicologia y la economia se tocan, mira hace ya muchos años tuve la suerte de conocer personalmente a un gran financiero Español, yo estaba en 2 de Empresariales y hablando con el precisamente de por que un sujeto economico invierte en un sitio u otro ,me explicaba lo siguiente.
” imagina una prueba de resistencia campo atraves en la cual segun avanzas te van dando bonificaciones y si logras llegar al final logras un suculento premio economico , pues bien el dia amanece soleado los participantes avanzan rapidamente consiguiendo pequeñas bonificaciones pero seguras, de repente el camino se empina ya no queda casi agua y el cielo se nubla, no obstante hay gente que continua y logra mas bonificaciones pero con mas riesgo, al final cae una tormenta terrible y parece el fin del mundo ,la mayoria deciden dejar la prueba y refugiarse, solo algun intrepido decide seguir ,se hace de noche llueve a cantaros y no se ve nada, los que quedan estarian dispuestos a pagar por un alberge.

pulido y plastificado 10 Febrero 2013 - 01:02

mpresariales y hablando con el precisamente de por que un sujeto economico invierte en un sitio u otro ,me explicaba lo siguiente.
” imagina una prueba de resistencia campo atraves en la cual segun avanzas te van dando bonificaciones y si logras llegar al final logras un suculento premio economico , pues bien el dia amanece soleado los participantes avanzan rapidamente consiguiendo pequeñas bonificaciones pero seguras, de repente el camino se empina ya no queda casi agua y el cielo se nubla, no obstante hay gente que continua y logra mas bonificaciones pero con mas riesgo, al final cae una tormenta terrible y parece el fin del mundo ,la mayoria deciden dejar la prueba y refugiarse, solo algun intrepido decide seguir ,se hace de noche llueve a cantaros y no se ve nada, los que quedan estarian dispuestos a pagar por un alberge.

Pues bien esta pequeña moraleja que me enseño este hombre vale para esto , la noche y la terrible tormenta es Grecia, los nubarrones y la lluvia intensa España E Italia, el sol aunque con un poco de viento Francia y Benelux y el alberge con chimenea Alemania.

Es decir la gente esta dispuesta a pagar por un alberge por que fuera hay u

Ajeng 1 Noviembre 2013 - 09:37

porque es el vertice donde la sicologia y la economia se tocan, mira hace ya muchos años tuve la suerte de conocer personalmente a un gran financiero Español, yo estaba en 2 de Empresariales y hablando con el precisamente de por que un sujeto economico invierte en un sitio u otro ,me explicaba lo siguiente. – See more at: jurusan kuliah bahasa inggris

marketing 17 Marzo 2014 - 16:45

¿De verdad no hay ningún activo financiero en el mundo en estos momentos que resulte más interesante que uno con rentabilidad nominal negativa?

http://www.tmssoft.com/es/posicionamiento-web.php

Eudis - Posicionamiento Web Barato 1 Septiembre 2014 - 05:19

Muchas gracias por la información… Aunque temo que esté un poco desactalizada.

http://eudisrivas.com

Dejar un Comentario

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle contenido relacionado con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar