15
Jun

Este fin de semana se decide el futuro del euro.

Escrito el 15 Junio 2012 por José Ramón Diez Guijarro en Unión Europea

Elecciones griegas

De nuevo estamos ante un fin de semana crucial, el enésimo de los últimos dos años. Los resultados de las elecciones de Grecia del próximo domingo 17 son muy inciertos pero, dado el rechazo mayoritario de la población a abandonar el euro, es poco probable que los partidos vencedores apoyen esta opción extrema. De hecho, la evolución del euro y de bolsas periféricas como la griega (+11% en la última semana), incluso, la española (más de un 3% en la semana), reflejan la apuesta de los inversores de que no se materializará dicho escenario. Es decir, los mercados parecen estar anticipando que Grecia no saldrá de manera inminente de la UEM, lo que no significa que se vayan a despejar las dudas a medio plazo.

Cabe esperar que la incertidumbre persista. Lograr una solución más estable, que permita reducir gradualmente las tensiones, exigiría que el partido ganador lograse rápidamente formar gobierno y renegociar con éxito el programa de reformas y la flexibilización de los objetivos fiscales con la UEM y el FMI. De no ser así, podríamos incluso entrar, por tercera vez desde mayo, en periodo electoral.

¿Qué pasará si Grecia se sale del euro?

Entre tanto, Europa está preparando planes de contingencia por si las elecciones de Grecia precipitan su salida de la UEM. Las medidas más agresivas se tomarían en Grecia, donde podrían establecerse controles de capitales y limitarse la retirada de efectivo de cajeros. El gráfico adjunto muestra el intenso flujo de caída de depósitos (30% desde 2009), parte de los cuales han huido al exterior.

El papel del Banco Central Europeo (BCE)

En el ámbito europeo, cualquier iniciativa eficaz pasaría por la intervención del BCE, única institución de la UEM con recursos y agilidad suficiente para frenar el contagio: tendría que hacer compras masivas de deuda, que podrían complementarse con nuevas inyecciones de liquidez a largo plazo a los bancos y bajadas de tipos de interés. Además, con vistas a medio y largo, las medidas verdaderamente relevantes deberían aprobarse en el Consejo Europeo del 28 y 29 de junio (podían filtrase detalles en la reunión del Ecofin y del Eurogrupo la semana anterior).

La Reunión del G-20

También es previsible que, en la próxima reunión del G-20 (17-19 de junio), puedan tomarse algunas iniciativas globales, como incrementar la capacidad financiera del FMI, medidas coordinadas de estímulo monetario o aumentar la presión sobre Alemania para que dé pasos agresivos en la solución de la crisis.

La deuda pública española

Lo que es evidente es que España no podrá resistir demasiado tiempo con su tir a 10 años cerca del nivel sicológico del 7%. En este sentido, la próxima semana el Tesoro español tendrá que hacer frente a sendas subastas de letras a 12 y 18 meses, así como de bonos a medio plazo, lo que supondrá una auténtica prueba de cómo ha podido verse afectada su capacidad para seguir financiándose en el mercado.

En cualquier caso, lo realmente grave no es el nivel que ha alcanzado la tir, sino que, según ha quedado demostrado con la reacción negativa a la ayuda financiera concedida el pasado fin de semana, son necesarios pasos más decididos para resolver la crisis. También es verdad que en niveles de tir como los que actualmente tiene España, el BCE compró deuda italiana en noviembre. Por tanto, ahora sí que estamos en el tiempo de descuento.

Comentarios

Esther Melchor 17 Junio 2012 - 21:12

Realmente… ¿hay salida de la crisis en la que nos encontramos?. La economía española se encuentra en un momento en el que no ve una vía de escape y eso es algo que percibe la población, que se siente desesperanzada.

Desde mi opinión, salir de la crisis estando fuera del euro es algo realmente difícil y no nos protegería de los vaivenes financieros. El saneamiento del sistema bancario es algo básico para poder iniciar el proceso de recuperación. Es necesario depurar los despropósitos del pasado, reconocer y cuantificar las pérdidas, así como promover todas las reestructuraciones oportunas. El rescate de la banca de la semana pasada no va a ser gratis, todas las decisiones monetarias tienen consecuencias reales. Va a suponer un mayor endeudamiento y la exigencia del pago de unos intereses.

Paula Artal 18 Junio 2012 - 07:34

Esther, yo creo que sí hay salida de la crisis pero, como bien dices, será a costa de de endeudarnos más y pagar mayores intereses (que al final, pagaremos todos, esá claro). Al menos Grecia, por el momento, no huye del euro, y eso parece que está dando un poco de positivismo a los mercados (que veían venir una catástrofe similar a la de Lehman). Ahora habrá que ver cómo evolucionan los acontecimientos políticos en ese país, ya que tendrán que ser muy disciplinados si quieren cumplir con las medidas que se les impongan desde Europa. Lo mismo ocurrirá con España: nos hemos acogido al “megarescate”, y ahora toca demostrar que somos capaces de asumir las consecuencias de dicho rescate y de aplicar las medidas de forma eficaz. Sinceramente, estoy de acuerdo en que es muy diffícil salir de la crisis sin pertenecer a la zona euro (no hay más que ver cómo hemos tirado de la línea de crédito para salvar a nuestro sistema financiero). Triste pero cierto…¿qué sería de nosotros sin el euro a corto plazo? Mejor será que nos dejemos “ayudar” y paguemos unos buenos intereses antes de “independizarnos” monetariamente y complicar las cosas aún mas.

Álvaro Rico 18 Junio 2012 - 11:55

Al final, el día después de las elecciones griegas donde han ganado los defensores del Euro, la prima de riesgo española se ha disparado y ya está en 565 puntos. Yo coincido con Esther, y me resulta muy complicado pensar en cómo saldremos de esta situación sin vender nuestra alma al diablo.
Está claro que este rescate nos va a perseguir durante muchos años, y esta crisis en particular será a mi entender el lastre de toda una generación.

Amador Casado 19 Junio 2012 - 08:32

En mi opinión un gran problema al que se enfrenta España es que el rescate del sector financiero va a suponer un aumento de la deuda, la pregunta es ¿conseguiremos que no compute como deuda? algunos piensan así. Alemania no, sería muy bueno para España ya que esta situación está haciendo que la prima de riesgo y los intereses suban cada día.

Grecia finalmente no saldrá del euro pero la inestabilidad de los mercados continua.

Joaquín Pérez Juan 19 Junio 2012 - 09:44

Alvaro, como bien comentas, los defensores del euro han ganado las elecciones griegas. Estas elecciones no solo se han vivido en Grecia, sino que toda Europa, ya que el resultado impacta sobre todos los mercados mundiales.
¿Las consecuencias para nosotros? Los especuladores se cebaron con España. Ayer se cerró con la prima de riesgo a 574, caídas en el IBEX y rentabilidad del bono a diez años retrocediendo hasta el 7,13%. Los representantes de los sindicatos dieron ruedas de prensa pidiendo al BCE que intervenga sobre la prima de riesgo y que de fin al juego. Debería de ser el gobierno el que lo deje claro de una vez y solicite medidas para controlar esto. Por supuesto que todavía nos quedan muchos recortes por hacer, pero la idea es que nos allanen el camino para que el euro deje de agonizar.

JOAQUIN VILLANUEVA MBAP 2013 25 Junio 2012 - 20:39

Llevamos semanas y semanas diciendo que esta reunión es crucial para la supervivencia del euro. Es decir, que las anteriores no han servido para salvarlo. Así es.
El tema en la UE es político y por tanto solo los políticos lo pueden resolver. Claro! Políticos con visión de futuro. Con liderazgo. Hasta ahora no los hemos visto…Veamos a ver si aparecen esta semana y realmente salvan al euro.
Todos sabemos perfectamente qué hay que hacer y cuándo. El cuándo es fácil, ya mismo.
El que ?. Pues el consabido “más Europa”.
Lo más importante a mi entender es la unión económica. Tener un ministerio de finanzas europeo que armonice los impuestos nacionales y apruebe los presupuestos de cada país. Esta es la pata que le falta al euro: Acompañar la unión monetaria con la económica.
A partir de ese momento sería obvio la emisión de eurobonos.
A renglón seguido queda la transformación del BCE en un banco central a imagen de la FED americana. A su función del control de la inflación se añadiría el crecimiento y creación de empleo de la eurozona dando, por tanto posibilidad a las inyecciones de liquidez que se necesiten y a la compra de deuda de los diferentes países.
La unión bancaria sería el siguiente paso con una supervisión europea de todos los bancos y la creación de un fondo de garantía de depósitos también europeo.
Todo ello es imprescindible para la permanencia del euro pero hay algunas reformas políticas que realmente lanzarían a la eurozona al lugar en el mundo que le corresponde. La primera la existencia de un ministro de asuntos exteriores común para todos y ello implicaría que los países miembros sólo dispondrían de un secretario de estado que coordinaría todo con el súper ministro europeo.
Todo esto no es soñar. Es lo que hay que hacer y todos lo sabemos.
La cuestión sigue siendo …alguien va a tener el coraje de hacerlo ?.

Dejar un Comentario

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle contenido relacionado con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar