14
Ene

EL BCE mantiene sin cambios el tipo de intervención

Escrito el 14 Enero 2012 por José Ramón Diez Guijarro en Política Monetaria

En línea con las previsiones de la mayoría de analistas (y del propio mercado), el BCE ha decidido hacer una pausa en su proceso de rebajas, manteniendo el tipo de intervención en el mínimo histórico del 1%. El año pasado después de elevar los tipos en medio punto en el primer semestre, revertió el movimiento de endurecimiento de la política monetaria con sendas bajadas en noviembre y diciembre, ante el empeoramiento de la coyuntura económica.

[foto de la noticia]

Foto:  Mario Draghi, presidente del BCE.

Otros mensajes que cabe destacar del comunicado y rueda de prensa posterior son:

Crecimiento económico

 Se observan señales tentativas de que la actividad se está estabilizando en niveles muy moderados. Las perspectivas de crecimiento siguen marcadas por una elevada incertidumbre y la persistencia de significativos riesgos a la baja. En concreto, la actividad económica en la UEM continúa afectada negativamente por las tensiones en los mercados financieros.

 Inflación

 No hay cambios en el mensaje del BCE: prevé que la inflación siga por encima del objetivo del 2% en los próximos meses, para después ceder por debajo a lo largo de 2012. Considera que los riesgos están equilibrados y cita entre los factores que podrían propiciar una moderación más intensa de lo previsto un crecimiento más bajo de lo esperado.

 Inyección de liquidez a 3 años

Esta operación asegura a las entidades de la zona frente al riesgo de liquidez y ha contribuido a prevenir una contracción más severa del crédito, que ya se observaba en algunos países de la UEM. Por ello, Draghi valora que esta medida llega en el momento apropiado y supone una contribución sustancial a la mejora de la situación del sistema financiero y a la recuperación de la confianza.

Además, ha destacado que las entidades que acuden a tomar financiación del BCE no coinciden con las que recurren a la facilidad de depósito. De la misma forma, señala que la demanda está relacionada con los vencimientos que deben afrontar las entidades.

Consolidación fiscal

Es necesario que se corrijan los retrasos en la implementación de los planes de ajuste. La obligada austeridad debe ser complementada con la puesta en marcha de reformas estructurales que mejoren la competitividad, generen empleo y permitan recuperar la confianza de los agentes.

Votación

El mantenimiento de tipos se decidió por unanimidad, frente a la división que produjo la bajada de tipos de diciembre.

Perspectivas de futuro

Por tanto, estamos ante una pausa en el camino de recortes emprendido por Draghi. Nuestra previsión continúa siendo que en la reunión de febrero lleve a cabo otra reducción de 25 pb.. El final de este proceso situará el tipo “repo” en el 0,5%, nivel en el que permanecerá un periodo de tiempo bastante prolongado. Sin embargo, más importante que el nivel de tipos es ahora mismo la recuperación de los canales de transmisión de la política monetaria y, para ello, tienen que volver a funcionar los mercados de financiación mayorista (interbancario, etc). Y, sobre todo, clarificar de una vez por todas quién ejercerá de prestamista de última instancia en la zona euro.

Comentarios

Laura Barreiro Frantz 16 Enero 2012 - 00:13

Parece razonable esperar a ver el efecto de la bajada de tipos realizada a finales de 2011 sobre la inversión y el consumo, pero si no se normaliza el mercado interbancario es difícil que estas bajadas se trasladen a la economía real. La falta de confianza lastra el mercado interbancario, por lo que parece prioritario solucionar el problema de los mercados.

Por otro lado, ¿qué efectos tendrá una nueva bajada de tipos en febrero sobre la economía española? De producirse, es razonable pensar que los precios suban considerablemente. Si a esto unimos la recesión en la que nos encontraremos en 2012 ¿ Podríamos entrar en una fase de estanflación?

Miguel Ángel Muñoz Cobo 17 Enero 2012 - 17:06

Lo que si esta claro es que bajen los tipos o no, el BCE ha de hacerse su propio papel midiendo sus fuerzas y su alcance y decidir si es activo o reactivo. Desde luego lo que ahora tendría que hacer es ser una “variable constante” y dejar que el resto de los factores de la ecuación se vayan asentando solo. En el caso del factor financiero-bancario que se reestructuren como se tengan que reestructurar y ser autónomas definitivamente por ellas mismas (en condiciones estables).

Joao Almeida 18 Enero 2012 - 11:07

Ayer, 17 de enero, Mario Draghi ha dicho : “I will never comment on ratings as such, but certainly one needs to ask how important are these ratings for the marketplace overall, for investors?”

En mi opinion, no es sano para el sistema financiero europeo que el presidente del banco central europeo cuestione el trabajo de las agencias de rating en este escenario, es decir, entiendo su preocupacion pero su cargo le deberia impedir de hacer juicios de valor del trabajo de otros agentes del mercado financiero.

Esto porque si las agencias ya son fuertemente contestadas por el lobbying de los paises, si ademas de esto, ahora hay lobbying de la union europea, entonces ahi si, uno se cuestiona cual la real funcion de las agencias de rating en este proceso.

Clara Mezcua 18 Enero 2012 - 22:34

Parece que van a esperar un tiempo en mover ficha, según Draghi, cuanto más tiempo pase, mejor se verán los efectos de las medidas tomadas. Esperemos que no se estén equivocando… Y según los expertos esta inyección de dinero ya está llegando a la economía real. Por lo menos parece que tuvo su efecto y la subasta de deuda española fue un éxito.
Por otro lado, parece que no es cuestión de falta de liquidez, como demuestran los records de depósitos bancarios en el BCE, lo que demuestra una vez más la desconfianza de los mercados.
Por cierto, los tipos de interés del Banco de Inglaterra están al 0.5%.

Serafin Fages 19 Enero 2012 - 22:09

El BCE recibe por la noche lo que presta por la mañana, estos últimos días se siguen batiendo records de depósitos overnight. Si siendo la rentabilidad del 0,25% con el BCE, y estando al1% podemos afirmar sin rubor que los bancos no se fían de ningún otro banco. El dinero sigue sin llegar a la calle.
Se va estrechando el margen de maniobra del BCE, ¿Obligará esta crisis a redefinirlo?
No obstante es de agradecer que en esta tesitura al menos un organismo tome una decisión si división aparente

Ramón García 25 Enero 2012 - 15:58

Parece que las medidas y posturas adoptadas no terminan de convencer del todo a nadie…
Hoy podemos leer en el mundo

http://www.elmundo.es/elmundo/2012/01/25/economia/1327493656.html?a=e3cd08ff84e7e2878ef7f0e8a17a9c0d&t=1327502690&numero=

como la postura adoptada por Alemania es objeto de crítica, y “objetivo de renegociación” por parte del gobierno… Como comentan en el artículo, “Los alemanes no actuan de mala fe pero es imposible q el resto de europa sea como Alemania”. Así mismo, también podemos leer

http://www.elpais.com/articulo/economia/Gobierno/renegociara/UE/objetivos/deficit/elpepueco/20120125elpepueco_7/Tes

y como dicen “hay algo de margen para incrementar el objetivo de déficit y acomodar el incremento derivado de la desaceleración”, con lo que sería bueno plantearse “una replanificación del calendario” para tratar de reactivar la economía…

Dado que la situación no parece despegar, esperemos que las medidas adoptadas consigan mitigar lo máximo posible los efectos negativos de esta crisis.

Cristina Menéndez 20 Febrero 2012 - 17:39

El problema de la economía real con respecto a si las subastas de crédito llegan “a la calle” como comenta Serafín, es que, entre discusión y discusión, para el tejido empresarial siempre suele llegar todo demasiado tarde, o no llegar.
La prueba la hemos visto estos últimos años, en los que miles y miles de pequeñas y medianas empresas han cerrado su actividad, no sólo porque sus ventas se han resentido, sino porque se les ha retirado todo el crédito (o no han podido acceder a nuevo).
A menos que haya alguna manera de conseguir que el crédito llegue a la pyme, la recuperación será lenta y pesada y los indicadores seguirán en cifras peligrosas.
Es cierto que el BCE tampoco tiene muchas más armas, y que es cosa de los propios estados y, evidentemente, es mucho más fácil señalar los errores y problemas que legislar para corregirlos.

Dejar un Comentario

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle contenido relacionado con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar