25
Jul

El valor de una caja de ahorros

Escrito el 25 Julio 2011 por Mikel Aguirre en Economía española

Desde que se empezó a hablar del necesario saneamiento de las instituciones financieras españolas por el impacto en las cuentas de los bancos de la crisis subprime, muchos especialistas señalaron la salida a bolsa como un paso lógico en la captación de fondos para reforzar su liquidez.  El problema se planteaba a la hora de contabilizar el valor de los activos, principalmente de las cajas de ahorro.  ¿Quién fijaría el valor de una acción que en definitiva debía ser un valor aproximado de sus fondos propios? ¿Una consultora mediante una due dilligence? ¿El mercado?

El 2 de Marzo de este año se anunció la creación de Bankia.  Sólo cuatro meses después, el 28 de Junio el Consejo de la entidad aprobó su salida a Bolsa  publicándose que  el precio por acción se situaría entre 4,41 y 5,05 euros.  Esto  supondría  un descuento entre el 49 y el 54 % sobre su valor en libros, lo que debía permitir  obtener en torno a los 4.000 millones de euros.

Finalmente la salida al parque fue el 20 de Julio a 3,68 euros , cerrando el 22 de Julio a 3,69 euros.  Desde el momento que una entidad cotiza en bolsa ,su valor en libros y su cotización no son idénticos.  Pero la prudencia (principio de prudencia) nos debería indicar que si el objetivo de estas ofertas de acciones persigue reforzar la solvencia de las entidades financieras y trasladar seguridad a pequeños inversores y clientes estos dos valores no deberían diferir de una forma notable.

¿Cómo se puede valorar una entidad –de las primeras del mercado español- y colocar sus acciones con un descuento del 50%?  Si para que particulares e inversores institucionales acudan a la oferta hay que poner un precio que es la mitad de su valoración en libros ¿No es un claro indicador que este último aparentemente merece una revisión o no ha sido un cálculo muy fino?  Si uno de los problemas que acucia la solvencia de las entidades financieras viene por que tienen unos activos en sus balances valorados a precios que no son de mercado, parece difícil que se solvente con una colocación en el parque con una rebaja del 50% de su valor en libros,

Por la solvencia del sistema financiero español debemos desear mucho éxito a estas colocaciones, pero se tienen que hacer con un punto de arranque correcto, es decir una valoración que se aproxime a su valor real sino el problema de los balances inflados y la falta de liquidez se podrá repetir

Comentarios

Ferran Jaén 25 Julio 2011 - 10:44

El valor de las Cajas de Ahorro es difícil saberlo, pues estando regidas por mecanismos ajenos al mercado, no se puede conocer la veracidad de los valores en libros, salvo por las auditorías, que son la versión menos maligna consensuada, entre el valor de la multa potencial a la auditora, la retribución que ésta percibe y lo que interesa a la Junta. Conviene no olvidar el caso Enron y similares.

El valor por cotización en bolsa es el valor que le asignan en ese día (y a la hora que elijamos de referencia), aquellos que están dispuestos a comprar, o sea, a arriesgar sus dineros. Es fácil hacer suposiciones a título personal, pero cunado sale el dinero del bolsillo y entra un apunte de adquisición de valores, se da un valor casi cierto (salvo consideraciones extremas, pero no descartables) de lo que sale y entra un valor incierto, así que contra el riesgo de pérdida y la esperanza de beneficio, los inversores le asignaron ese valor, en su momento, será imperativo cambiar el valor en libros.

Juan Garza 26 Julio 2011 - 18:45

Hay mucho movimiento en estas organiaciones bancarias y de cajas, sino vean que el 2 de Marzo de este año se anunció la creación de Bankia. Sólo cuatro meses después, el 28 de Junio el Consejo de la entidad aprobó su salida a Bolsa publicándose que el precio por acción se situaría entre 4,41 y 5,05 euros. Esto supondría un descuento entre el 49 y el 54 % sobre su valor en libros, lo que debía permitir obtener en torno a los 4.000 millones de euros.

Vale para un Análisis Técnico Bolsa

Alejandro Woodman 27 Julio 2011 - 17:29

Dificil asunto el TASAR una empresa, cualquiera sea el rubro, para ponerla a la venta ya sea en bolsa u otro mecanismo.

El precio es algo en el fondo subjetivo, cuanto estoy dispuesto a pagar por algo y porque. Cuando algo es caro, hay que preguntar, para quien.

Cual es el precio de un par de jeans en una tienda, depende quien compre, ya que la misma prenda en una tienda de barrio o en un almacen muy elegante tiene precios distintos, no por la tienda necesariamente, sino por lo que el comprador está dispuesto a pagar. En el fondo el precio lo pone el que compra y tiene sus razones, no necesariamente técnicas.

Además, el valor de libros de una empresa es una cifra fria y NUNCA real, porque si quieren cerrar la empresa y vender sus activos, los potenciales compradores de los activos (maquinarias, terrenos, inmuebles, etc), posiblemente aprovechen la coyuntura y ofrecerán comprar según la cara de desesperación que tenga el vendedor.

Atte.

Alejandro Woodman

Dejar un Comentario

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle contenido relacionado con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar