14
Mar

Japón: consecuencias económicas del terremoto

Escrito el 14 Marzo 2011 por José Ramón Diez Guijarro en Economía Global, Política fiscal, Política Monetaria

Aunque lo más importante en estos momentos continúa siendo la tragedia humana, con miles de fallecidos y desaparecidos, en las últimas horas se están realizando las primeras valoraciones de las consecuencias económicas del terremoto en Japón. No en vano, Japón continúa siendo la tercera economía más importante del planeta y, pese a su elevada deuda pública, uno de los mayores acreedores internacionales. Japón tendrá que hacer frente a su peor crisis desde la II Guerra Mundial. En principio, la zona más afecta por el terremoto (Iwate, Miyagi y Fukushima) supone un 4% del PIB, similar al del área afectada por el terremoto de Kobe en 1995. Sin embargo, el efecto del tsunami amplía el número de zonas afectadas, a lo que habría que sumar el peligro añadido por la alerta nuclear y por los cortes energéticos. Las primeras estimaciones elevan el coste hasta los 100.000 millones de dólares (en torno al 2% del PIB), pero la incertidumbre es aún elevada y pensamos que estas valoraciones podrían quedarse cortas.

Política monetaria

El desastre se produce en un momento de debilidad de la economía, además, la capacidad de maniobra de la política económica es muy reducida. En materia de política monetaria: el Banco de Japón ha aprobado hoy una serie de medidas destinadas a apoyar el funcionamiento de los mercados y del sistema financiero del país: i) mantiene el objetivo para su tipo de referencia (tipo a un día sin colateral) en el rango 0-0,10%; y ii) acordó seguir suministrando una amplia liquidez al sistema (ha efectuado hoy subastas de inyección de liquidez a un día por importe de 15 billones de yenes, 132.000 millones de euros). Junto con estas medidas anunció la ampliación del importe y la duración de su programa de compra de activos. El volumen ha quedado fijado en 10 billones de yenes (88.000 millones de euros) frente a los 5 billones establecidos previamente. Finalmente, prorroga la duración del programa hasta junio de 2012.

Política fiscal

En política fiscal: su deuda pública supera el 200% del PIB, más del doble de la que tenía cuando ocurrió el terremoto de Kobe. En el lado positivo, pensamos que el riesgo de una crisis de deuda no se ha incrementado significativamente: i) según las estimaciones disponibles, aunque los costes pueden ser hasta 10 veces los de Kobe, su impacto sobre la deuda será modesto; ii) los tenedores son mayoritariamente ahorradores japoneses (suponen el 95% de su deuda); y iii) el BoJ muestra una clara disposición a seguir monetizando la deuda.

Por otro lado, también preocupan los efectos sobre los mercados internacionales de la salida de capitales desde grandes países deudores de Japón (por ejemplo, EEUU) hacia el país nipón para financiar la reconstrucción con su propio ahorro. En 2010, los inversores japoneses invirtieron 166.000 millones de dólares en otros países. La consecuencia inmediata sería el fortalecimiento del yen: en el desastre de Kobe, se apreció un 20% en los 3 meses siguientes al desastre. Aunque este tipo de movimientos en las divisas suele ser temporal (en 1995, la repatriación de capitales sólo duró 2 meses y después se restablecieron los niveles anteriores al terremoto), es previsible que el gobierno no permita que el yen se fortalezca e intervenga en el mercado de divisas.

El crecimiento del PIB

Por el momento, el impacto sobre el crecimiento del PIB es muy incierto, si bien la mayoría de analistas son optimistas y consideran que la economía podría evitar la contracción. La comparación con otros episodios similares es una pobre guía, puesto que no son comparables en magnitud ni en localización. En el caso del terremoto de Chile en 2010, el PIB se contrajo un 5% anualizado en el trimestre afectado, pero repuntó rápidamente en los siguientes trimestres (+19% en el 2T10). En el desastre de Kobe, la economía japonesa no llegó a contraerse: el exceso de capacidad existente en la economía permitió que una mayor producción en los sectores más ociosos compensara la pérdida en las industrias más afectadas (el exceso de capacidad actual podría conducir a un resultado similar). Lo normal es un fuerte deterioro inicial que se puede compensar más tarde con los gastos de reconstrucción. Aunque hay otras variables que son difíciles de predecir a medio plazo como las expectativas de los agentes. En cualquier caso es demasiado pronto para valorar el impacto en términos de PIB, aunque indudablemente habrá que revisar a la baja las estimaciones para este año (+1,5% según Consensus Economics).

La reacción de los mercados

Muy importante también es la reacción de los mercados. El Nikkei ha cerrado la sesión de hoy lunes con una caída del -6,18%. El viernes pasado también cerró con pérdidas, de un -1,72%. De sus 225 componentes, sólo 9 mantienen un balance positivo en las dos últimas jornadas. Entre ellos sobresalen empresas de construcción (Kajima +24,5%, Taisei Corp +21,9%) y de materiales de construcción (Taiheiyo Cement +20,2%). El posible impacto del desastre sobre las plantas y equipo de los grandes fabricantes japoneses ubicadas en el país y la interrupción de la actividad por los daños sobre el suministro eléctrico han provocado abultadas pérdidas en el resto de sectores. Cabe destacar a las grandes empresas del sector de automoción (Mitsubishi -13,4%, Kawasaki -11,6%, Nissan Motor -11,5% o Toyota -10,6%) y de la electrónica (Sony -11,15%, Toshiba -17,8% o Hitachi -18,18%).

El riesgo de que las caídas bursátiles se prolonguen es elevado. Si tomamos como referencia el terremoto de Kobe, el Nikkei perdió en los tres meses siguientes un 21%, seguidamente registró una recuperación temporal y volvió a caer hasta definir su suelo en julio, seis meses después, con una pérdida acumulada del 25%.

El contagio de la bolsa japonesa al resto de la región asiática ha sido, hasta el momento, inexistente. Hoy han cerrado con ganancias las bolsas de Hong Kong, China, Corea del Sur, India, Tailandia e Indonesia, por citar las mayores. Es más, en algunos mercados de la región hay valores que están sobresaliendo positivamente por la consideración de los inversores de que sus negocios saldrán beneficiados de la caída en la actividad manufacturera de Japón. Fuera de la región, sobresalen negativamente dos sectores: seguros y utilities. Las grandes compañías aseguradoras se están viendo penalizadas por las indemnizaciones a las que deberán hacer frente. Las estimaciones son todavía muy preliminares, aunque se manejan cifras que van desde los 10.000 millones de dólares hasta los 35.000.

En Europa, la reacción inicial ha sido vendedora, aunque posteriormente se han mitigado las pérdidas e, incluso, algunas plazas han vuelto al signo positivo. La peor es la bolsa alemana, con el Dax cediendo un -1,6%, arrastrado por las caídas de aseguradoras y eléctricas. En el lado positivo hay que referirse a la bolsa española -el Ibex subió un 0,17%-, gracias al tirón del sector bancario. Esta reacción es debida a la buena acogida que ha tenido entre los inversores el principio de acuerdo alcanzado por los líderes de la UEM el viernes pasado.

En definitiva, un nuevo foco de incertidumbre a sumar a los que todavía no se han cerrado (conflicto en Oriente Medio), lo que aumentará a corto plazo el atractivo de los activos refugio.

Comentarios

Carlos Gil Escartin 14 Marzo 2011 - 20:53

Lo que está ocurriendo en Japón en cuanto a las centrales nucleares aumenta el debate ya abierto sobre el uso de esta energía. Ahora mismo al nordeste de la isla de Honsu hay 14 centrales cerradas muy dañadas por el terremoto de ayer. Aun en estado de parada hay que seguir refrigerando el núcleo para controlar el material radioactivo y esta refrigeración utiliza el suministro eléctrico, el mismo que quedó muy dañado con el terremoto. Así pues, la probabilidad de accidente nuclear no es precisamente baja. Como se ha comentado en el artículo, el PIB disminuirá en los próximos meses si bien se espera que sea temporal y se pueda recuperar con la inversión en la reconstrucción, pero ante un accidente nuclear sería esto posible? Estaríamos hablando de una zona que habría que aislarla por completo impidiendo cualquier tipo de actividad en ella.

Juan de la Peña Gayo 14 Marzo 2011 - 21:12

Estoy de acuerdo con Carlos, las consecuencias económicas negativas en Japón del terremoto pueden verse agravadas ferozmente en el caso de que se produzca contaminación nuclear. En el caso de que esto suceda, ¿Cuánto tiempo se tardará en recuperar la normalidad en la isla?. En el caso de que afecte a países cercanos, ¿cómo afectará a sus economías? Puede que nos encontremos ante una de las mayores amenazas medioambientales de la historia. Sin duda el PIB de Japón caerá en los próximos meses y la recuperación vendrá cuando esta amenaza pase y puedan ponerse a reconstruir el país pero el tiempo juega un factor importante.

Las grandes empresas japonesas van a notar una fuerte caída a raíz del terremoto, por los daños ocasionados, los problemas de logística originados, pero sin duda la disciplina japonesa y su competitividad ayudarán a que salgan antes de este bache.

Creo que es el momento de que todos los países recapaciten sobre sus modelos energéticos y que se tengan más en cuenta las energías renovables. Esto puede traer mucho trabajo y dinero a España al encontrarse muchas empresas de nuestro país a la vanguardia de esta tecnología.

Carolina Quintanilla 14 Marzo 2011 - 22:13

En línea con lo que comenta Juan y Carlos ya vemos como países como Alemania, Finlandia y Suiza han paralizado momentáneamente sus planes de construcción de nuevas centrales nucleares hasta que se aclare la repercusión de la catástrofe de Japón.

Las compañías de suministro de uranio y proveedoras de equipamiento nuclear, junto con las aseguradoras, son las más castigadas tras la crisis. Como era de esperar la mayor caída la ha sufrido Tokyo Electric Power, operadora de la central nuclear de Fukushima, registró una caída del 25,6% en una única jornada.

Y las grandes beneficiadas de la crisis parece que van a ser las empresas de energías renovables y construcción. En el caso de la bolsa española Gamesa ha registrado hoy una subida de 5,05%, sin duda se abre una gran oportunidad para el sector de energías renovables.

Por otra parte, el precio del crudo se debate entre la presión de subida, consecuencia de los continuos disturbios en Oriente Medio, y la tensiones a la baja por las expectativas de contracción de la demanda por parte de Japón, tercer consumidor de petróleo a nivel mundial.

Eva Ahijado 14 Marzo 2011 - 22:18

Japón ha tenido que enfrentarse a lo largo de su historia con terremotos y tsunamis, es por esto que el ejemplo más reciente con el que comparar la actual catástrofe lo encontramos tan solo en 1995 (terremoto de Kobe).
En el caso del terremoto de Kobe, las pérdidas fueron del 2,5% del PIB; si lo comparamos con el terremoto ocurrido recientemente, este se ha producido en zonas menos pobladas, cuyas prefecturas afectadas aportan alrededor del 6% del PIB, y son zonas con pocas instalaciones y edificios comerciales. No obstante, un estudio de Credit Suisse ha cifrado las pérdidas de la economía en este terremoto en 15 billones de yenes (131.000 millones de euros), equivalente al 3% del PIB.
Pero más allá de esto y como han comentado Carlos y Juan, se pueden analizar otros factores en relación con la situación internacional que vivimos:

1. ¿Cómo afecta el terremoto y tsunami de Japón a la actual crisis del petróleo?
En principio, y a pesar de que la zona afectada se cerrarán refinerías, plantas acereras y otras instalaciones, parece que la producción puede ser absorbida por otras áreas de Japón, según Chiwoong Lee, economista de Godman Sachs.

2. ¿Cómo afecta el estado actual de las centrales nucleares, y la alarma creada después del terremoto y tsunami al planteamiento de nuevos modelos energéticos?

En mi opinión, las plantas nucleares a pesar de la delicada situación en la que se encuentran han superado una situación de crisis mayor de aquella para la que estaban diseñadas, cuestión que es una buena noticia, y a pesar de que ante la amenaza nuclear Japón ha decidido evacuar a la población en un radio de 12 km.
En lo que puede no haber duda es en la necesaria revisión de los protocolos de seguridad después de esta catástrofe para evitar que situaciones como la de Chernóbil en la Unión Soviética o en Three Mille Island en Estados Unidos.

Cuestión importante, es que este hecho se da en un momento en el que en Europa, y en España, se estaba intentando reabrir el debate sobre el nuevo modelo energético, y el futuro de la energía nuclear después del parón en la construcción de nuevas plantas que se habían producido en los últimos años, una noticia de este tipo junto con el escenario de crisis del petróleo, reabre el debate acerca de si podemos desechar el uso de la energía nuclear en el diseño de un nuevo modelo energético. Y, como ha dicho Juan, quizas esto sea una buena noticia para las empresas españolas que despuntan en el uso de renovables.

María Lorenzo Balado 14 Marzo 2011 - 23:15

Mirando al pasado “rescatamos” el músculo financiero nipón.

El BOJ anunció una inyección récord de 132.000 millones de euros para contrarrestar el impacto económico del seísmo en los mercados, mientras la Bolsa de Tokio se desplomaba y parte de la actividad industrial está paralizada en el país (en parte por el llamamiento del Gobierno para reducir el consumo eléctrico tras los problemas en algunas plantas nucleares y los previstos apagones).

El objetivo de esta inyección es mantener la estabilidad de los mercados, que no se hundan las cotizaciones ni el yen, y que los bancos tengan suficiente dinero para atender las posibles retiradas de efectivo de sus clientes.
Pero volvamos al pasado de Japón y su interesante política económica (no olvidemos que del estancamiento de 1990 se han extraído enseñanzas para la actual crisis económica y financiera global).
Si tenemos en cuenta la catástrofe de Kobe(1995) y comparamos ambas situaciones de crisis, podemos extraer la reflexión de que el yen probablemente se fortalecerá y el impacto sobre el crecimiento de la economía japonesa no se hará notar tanto como cabe esperar ante un catástrofe de esta envergadura. Y es que Japón ya tiene experiencia en hacer de un pérdida de patrimonio acumulado, un plus de crecimiento económico para reparar los daños.
Ahora bien esta afirmación hay que hacer siempre desde la prudencia, puesto que los desastres comparados son de diversas características, sobretodo si la energía nuclear en riesgo actual, se quedará fuera de control.

María del Mar Val Fernández 15 Marzo 2011 - 00:53

Como se ha comentado más arriba, la deuda pública japonesa alcanza casi el 200% del PIB y los tipos de interés oficiales son cercanos a cero, en lo que venía caracterizándose como una frágil recuperación económica del país, marcado por la deflación. El duro golpe vivido en los últimos días (amén de las víctimas producidas) ha provocado unas pérdidas económicas de más de 100.000 millones de dólares, según las primeras estimaciones. Además de financiar las labores de reconstrucción, el Ejecutivo japonés cuenta con un fondo de reserva y se prevé la aprobación de una ampliación con fondos adicionales. El Banco de Japón ha anunciado que inyectará liquidez dotando a los bancos con un fondo de un máximo de 26.300 millones de euros e intensificará su programa de compra de activos. Asimismo, ha decidido flexibilizar su política monetaria mediante préstamos al mercado financiero -porque además los bancos de las zonas afectadas podrían, si no, quedarse sin liquidez al tener que ampliar sus préstamos en condiciones especialmente blandas para los afectados-, reforzando su programa de lucha contra la deflación (puesto en marcha a finales de 2009) para tratar de alentar la actividad económica y disminuir la carga de la deuda. En definitiva, el gasto público se elevará y la recuperación ya ha sido frenada.

Las pérdidas en infraestructuras son también cuantiosas (incluso con riesgo nuclear) y los cortes de suministro eléctrico para ahorrar energía (con el fin de garantizar el suministro en las zonas devastadas) tiene consecuencias negativas para el país nipón. En una economía altamente dependiente de las exportaciones, las principales plantas de la industrial del motor (con gran peso en la economía) han paralizado su actividad. Esto –apuntan algunos- puede reportar algún efecto favorable a la industria española del sector. Por otro lado, compañías españolas de otros sectores (por ejemplo, moda) han tenido que cerrar también sus centros.

En medio de esta situación y del desánimo por la tragedia, existen sin embargo análisis que apuntan a que, superados los primeros momentos, el medio plazo tiene visos de ser más positivo para Japón por virtud del aumento del gasto público y de la relajación monetaria. Y no faltan quienes hacen predicciones optimistas acerca del ritmo de recuperación de la actividad industrial prevista, apoyándose en la experiencia del terremoto de Kobe.

(Fuentes: Expansión y Cinco Días).

Francisco Fernández-Daza Mijares 15 Marzo 2011 - 09:01

Centrando el comentario en el debate energético creo que, aunque el riesgo de contaminación nuclear es alto y la propia eléctrica ha calificado la situación de “muy desfavorable”, es oportunista ponerse en contra de la energía nuclear. La Central de Fukushima no estaba situada en un buen emplazamiento, como se ha demostrado…
Estamos hablando de la energía fósil más barata, menos contaminante y con mayores avances tecnológicos en los últimos años. La pregunta es, ¿puede España permitirse el lujo de no disponer de energía nuclear? La política energética de un país siempre debe apoyarse en dos pilares fundamentales: menor coste posible y evitar la dependendia energética del exterior (con unos mínimos de disponibilidad y calidad), por ello, el mix energético debe estar cada vez más fundamentado en las energías renovables y la energía nuclear, evitando un porcentaje tan elevado de petróleo y gas.

Valentín Cortés Puya 15 Marzo 2011 - 09:06

Pero…¿y a nivel mundial?. O mejor aún, ¿a nosotros los españolitos de la calle cómo nos afecta?. Teniendo en cuenta que estamos hablando de la tercera potencia mundial y la crisis energética que tienen, ¿no creeis que la demanda de alternativas a la nuclear nos va a afectar? Si los Japoneses empiezan a consumir petroleo obviamente este subirá aún más. Si además como se está escuchando en las noticias la mitad del mundo desarrollado está por cerrar todas las centrales nucleares, la consecuencia será más demanda de petroleo. Y si nos ponemos en el caso de España, si después de un maremoto y un terremoto feroz se rompe una o varias centrales nucleares en Japón, es motivo suficiente para cerrar las nuestras de por vida (tiempo al tiempo). Conclusión el combustible por las nubes, transporte incluido la aviación que nos trae a todos esos turistas que hacen que vivamos tan bien,carisimos, añadiendo que los japoneses que se dejan fortunas en la calle Serrano van a desaparecer por un tiempo. Lo que quiero reflejar es que la desgracia personal sólo la viven los japoneses (y mando mi apoyo y solidaridad desde aqui) pero la crisis de la que parecia que saliamos acaba de girar como las tormentas y viene a mi juicio cada vez más fuerte.

Raúl A. del Águila 15 Marzo 2011 - 09:55

Al ser Japón el tercer país importador de petróleo del mundo, la catástrofe indujo una bajada del precio del barril. Sin embargo, esa bajada casi no se ha hecho notar para el consumidor: los españoles, según salió ayer en prensa, pagamos 1.600 millones de euros más que otros países por falta de competencia. Si añadimos a ésto a nuestra débil posición negociadora como país, el ciudadano medio está sufriendo en lo económico las consecuencias políticas de sus decisiones, apuntando a quien no debiera

España ha incrementado sus exportaciones a Japón en los últimos años, siendo el principal país asiático recpetor de nuestros productos -farmaceúticos, moda y escoria entre otros tal y como se apunta en el Economista de hoy http://www.eleconomista.es/economia/noticias/2904842/03/11/La-presencia-espanola-en-el-pais-nipon-40-empresas-y-1400-millones-en-ventas.html- Si bien el primer golpe puede ser duro para nuestra economía, esta tragedia, por desgracia, es una gran oportunidad para incrementar nuestras exportaciones o propiciar la recuperación del país en temas tales como infraestructuras, donde nuestras empresas están entre las más importantes y que afectarían directamente a nuestro PIB.

Por último, abrir el debate sobre la seguridad de la energía nuclear es, en mi opinión, fomentar una discusión artificial. ¿Podría Estados Unidos ser, a día de hoy, la mayor economía del planeta sin dicha energía? Ha tenido que suceder el mayor terremoto, con su sunami asociado, registrado en la historia de Japón para que exista riesgo de fuga. Nosotros, tú lector y yo, estamos pagando las consecuencias de una energía cara y contaminante, pero también de la subvención a fuentes de energía cuyo rendimiento es más bien escaso. Afecta directamente no ya a la economía del país, sino a la nuestra propia en el recibo de la luz, donde el 50% de la tarifa viene de impuestos y subvenciones varias… Cada cual es responsable de las decisiones que toma, nosotros también; luego no miremos a otros por las consecuencias de nuestras decisiones

Iñigo del Rey Zubieta 15 Marzo 2011 - 09:56

Todavía es excesivamente pronto para poder llegar a medir el alcance económico de la tragedia, ni siquiera aún podemos tener una aproximación del número de víctimas como para saber exactamente cuánto va a costar y durar la reconstrucción de un país. Aquí es donde los especuladores entran en juego, ¿Alguien se cree que Toyota, Kawasaki y Mitsubishi puedan perder tanto valor por tener las fábricas paradas hasta que restablezca la producción? Todo depende de cuánto se alarguen los cortes eléctricos y los daños en las cadenas de producción, pero no hay que olvidar que los pedidos de coches se siguen sucediendo alrededor del mundo y que las fábricas desde el inicio de la crisis están MUY lejos de estar al máximo de su capacidad productiva, aún pueden recuperar el tiempo perdido, los Japoneses son conocidos por su capacidad productiva y de sacrificio por el orgullo nacional.
Hay otra lectura del más que probable aumento de la deuda. Japón es uno de los mayores propietarios de deuda de la UE y USA, ¿quién va a entrar en juego para comprar deuda de estos países ahora?¿Cómo afectará a los CDSs?¿Cómo va a financiar Japón la reconstrucción si la deuda tiene una calificación de AA-?¿A qué interés? Sus objetivos de reducir la deuda del país parecen ahora muy lejanos.
Entrando en el debate nuclear, solo puedo decir que cualquier comparación con Chernóbil está fuera de lugar y lo más probable es que no supere el nivel de peligro de Three Mile Island (a estas horas de la mañana aún no conozco el alcance de la última explosión en el reactor 2), los protocolos de seguridad y las estructuras de contención que Fukushima si tiene, hacen que la posibilidad un escape de una nube radioactiva, que en el caso de Chernóbil dio 3 veces la vuelta a la tierra, sean prácticamente nulas. Hasta que el proyecto del ITER demuestre que la fusión es una alternativa realizable desde el punto de vista de ingeniería, las plantas de fisión son un mal necesario, sin embargo habría que impulsar más las energías renovables, a pesar del aumento que pueda significar en nuestra factura de la luz. Esta tragedia puede ser el impulso que las renovables necesitan y este campo puede ser uno de los impulsores de la economía que necesita España y que tanto tiempo llevamos buscando para sustituir a la construcción. Ya tenemos una de las industrias más punteras del mundo en renovables, ¿seremos capaces de aprovechar esta oportunidad o seguiremos pensando en el ladrillo y la playa?

MARIA JOSE GARCIA CAMACHO 15 Marzo 2011 - 10:11

Pues a continuación de lo que comenta Valentín, en mi opinión sería irracional que por causa de un suceso puntual y excepcional, como el ocurrido en Japón, se frenase el desarrollo de la energía nuclear a nivel mundial y en particular en España.
No vamos a obviar que las consecuencias de lo ocurrido pueden ser catastróficas y que potencialmente puede haber 70.000 afectados por radiación, pero pensemos cual es la probabilidad de que se produzca un terremoto (de grado 9) y un posterior Tsunami, a pensar de que acabemos de comprobar que es posible.
La energía nuclear es una opción necesaria, en particular el desarrollo de la fusión debido a su capacidad de mayor producción, de modo más estable, a un coste más razonable, menos contaminante, con menos dependencia de los suministros de materias primas ajenas (aunque el uranio no es ilimitado) y, en España, sin los inconvenientes tectónicos que afectan a otras áreas del planeta.
Hasta la semana pasada se preveía que la capacidad mundial de generación de energía vía nuclear se duplicase en las próximas tres décadas, hoy lo dudamos….
En España disponemos de 8 centrales nucleares que generan aproximadamente el 20% del consumo, aún así tenemos unos precios de suministro eléctrico estructuralmente altos, no hacer nada al respecto sería una locura. En mi opinión, no deberíamos continuar tomando medidas improvisadas de implantación a corto – medio plazo como son las renovables y las centrales de ciclo combinado, es necesario definir un plan energético adecuado a las previsiones de crecimiento y consumo, que nos proteja de especulaciones externas y suponga un coste gestionable.

BORJA VICENTI 15 Marzo 2011 - 10:17

A la crisis económica que estamos viviendo se están uniendo los desastres medioambientales que afectan directamente a las economías, como todos sabemos. Tal es el caso de Japón, tercera economía mundial, cuyo panorama es cada vez más drástico. Su economía se estancó hace 20 años, y en el 2010 fue sobrepasada por China. A sus problemas de población envejecida, baja tasa de natalidad, disminución de la productividad, política inestable……. se une esta nueva catástrofe. Alrededor de un tercio del país está devastado y esto no ha tardado en reflejarse en los mercados. Nikkei ha abierto en los 8.605 puntos hoy, continua bajando y dudo que pare aunque la situación se estabilizara. Lo mismo con el índice Topix. El JPY se empieza a depreciar frente al USD y EUR por la inyección realizada por el BCJ entre otras causas.

Gran parte de la industria japonesa se ha visto paralizada por la falta de suministro energético. Matizar que las centrales han soportado el terremoto pero no el tsunami que impide la llegada del liquido refrigerante a las mismas, en concreto la de Fukushima. Parece ser que está muy de moda el tema de las renovables (con las importantes subvenciones que tienen) y una actitud negativa a la energía nuclear. En mi modesta opinión no se deberían paralizar las centrales nucleares, un modelo energético como el español, basado en sólo 8 centrales nucleares y el resto de ciclos combinados, carbón, etc……es insostenible. Como ya comenté, estamos pagando un precio elevado por al electricidad como consecuencia del precio del Brent y GNL y los contratos a largo plazo cuando ahora es muy barata comprarla a spot. A todo esto se une que el 45% de capacidad de generación eléctrica en España está en manos italianas. Estoy de acuerdo que toda central nuclear debería preparase para movimientos sísmicos de escala 10.
Una visita a tiempo al CSN quizás ayudaría a algunos a saber con más detalle las medidas y control que se lleva acabo de las centrales nucleares.

Javier Amigo 15 Marzo 2011 - 11:21

En primer lugar me gustaría destacar el orden dentro del caos de la sociedad Japonesa, es de admirar que en tal situación por el momento no hayamos visto ni una sola imagen de ciudadanos saqueando supermercados o todo tipo de tiendas, ya que en situaciones lo que parece ya normal es que las poblaciones acudan en masas a arrasar con la comida y ya que están con TV, móviles y por qué no con alguna joya que otra.

La sociedad Japonesa es trabajadora, rigurosa, luchadora y ha demostrado ser capaz de salir de todas las vicisitudes que se le han ido presentando. Tras la Segunda Guerra mundial el país quedó arrasado y no sólo reconstruyeron el país, sino que se llegó a dudar de si destronarían a USA como primera potencial mundial.

Es cierto que aunque este desastre ha cogido a Japón en una época de bonanza para el país, la deuda pública seguía siendo desmesurada (una de las mayores del mundo) y que las exportaciones debido a la fortaleza del Yen se estaban viendo fuertemente afectadas. Los últimos sucesos no harán más que empeorar dicha situación, ya que por un lado el país deberá hacer frente a las necesidades de todo tipo que un fenómeno así provoca con un enorme coste para las arcas estatales, lo que muy posiblemente haga que aumente su deuda y ya no digamos el incremento del coste de esa deuda si la tienen que buscar fuera (los bonos a 5 años ya han aumentado a su mayor nivel de los dos últimos años) y por otro lado, la producción y exportación de tecnologías puede verse también altamente afectada, otro de los pilares de la economía Japonesa.

En situaciones así es duro utilizar ese dicho tan nuestro “no hay mal que por bien no venga”, pero si lo vemos desde un punto de vista meramente económico y buscando el lado optimista de la vida, considero que tras un desastre natural de estas magnitudes la inversión requerida para recuperar y normalizar las áreas afectadas hacen que cualquier plan de inversión pública prevista para reducir la desinflación del país se queda corto, lo que ayudará enormemente a incrementar la demanda interna de la población (recordemos que es un 60% del PIB), altamente tocada por la crisis de los noventa y principios del siglo veintiuno y que hasta estos últimos años se estaba manteniendo en mínimos.

Si Japón logra reactivar el consumo, reducir la desinflación del país y controlar la fortaleza del Yen, su mayor reto será reducir la deuda pública, objetivo nada fácil tras el terremoto.

No podemos obviar tampoco que la zona afectada representa entrono a un 4% del PIB del país, bajo mi punto de vista quiere decir que el resto del país seguirá funcionando y produciendo, lo que puede permitir que en un plazo no demasiado largo empecemos a ver el país recuperado y por lo argumentado anteriormente, fortalecido.

Carlos Pérez 15 Marzo 2011 - 12:01

Muchos son los artículos que manifiestan la gravedad de la crisis japonesa actual, en comparación con la posterior a la segunda Guerra Mundial.
Existen por supuesto paralelismos en materia económica con la situación de 1945, pero el mayor esfuerzo en su recuperación se produjo por reformas políticas: éstas abarcaban educación, desmilitarización, igualdad o competencia entre otras. Todas estas reformas sociales requirieron mucho esfuerzo y tiempo, y junto a las económicas produjeron el mayor declive de Japón.

En materia económica sí que podemos establecer algunas similitudes con la crisis post-Guerra Mundial, y así anticipar posibles consecuencias actuales:
-Economía casi totalmente paralizada, con contracciones
-Gran necesidad de mano de obra
-Inyección de capital por el Estado y necesidad de capitales extranjeros
-Fuerte inflación
-Incremento exponencial de la deuda, en relación al PIB
-Bajada del nivel de competitividad
-Mayor intervención estatal en funciones estratégicas, con financiación preferencial
-Reforma de la política industrial y energética
-Desconfianza de los mercados
-Mayor cooperación entre pueblo y gobierno, y entre empresarios y trabajadores

Como bien dice Jose Ramón, es muy pronto para valorar el impacto económico que esta crisis traerá, dada la elevada incertidumbre de la situación, y a que cualquier valoración puede quedarse muy corta. Pero lo que sí podemos asegurar es que la sociedad japonesa aprende de los errores y su capacidad de sacrificio hará que lentamente construyan su nuevo futuro.
Cooperación internacional no le faltará, y quizás esta demanda externa sea una válvula de oxigeno para la crisis de producción mundial.

Fuente:
http://www.eumed.net/libros/2007c/324/evolucion%20de%20la%20economia%20japonesa.htm

Javier Sagrado 15 Marzo 2011 - 12:23

Me gustaría hacer hincapié en las dificultades y, porque no decirlo, el merito de la población Japonesa para conseguir situar a su país como la tercera economía mundial a pesar de su situación geográfica.
Por una parte, se trata de un país con un área muy limitada que se traduce en una densidad de población tremendamente alta (sin duda, la mayor de las principales economías mundiales), con escasez de recursos naturales y con un enclave idóneo en lo que respecta a los desastres naturales (no sólo terremotos y tsunamis, Japón sufre con demasiada frecuencia lluvias torrenciales, tifones, erupciones volcánicas…).
Por otra parte, se trata de una nación aislada completamente de cualquier otra y pese a ello centra exitosamente su política económica en las exportaciones.
Confío (o quiero confiar) en su capacidad para salir fortalecidos de esta situación y les deseo una pronta recuperación a todos los niveles a un país ejemplar en muchos aspectos (más allá de lo económico) como Japón.

Carlos 15 Marzo 2011 - 12:34

Desde luego el desastre de Japón no llega en buen momento, con la economía mundial que acababa de recuperarse de la última crisis y las economias occidentales aún en proceso de recuperación, habrá que seguir de cerca que consecuencias se derivarán en el corto y medio plazo. Cuando Japón inicio su recuperación despues de la segunda guerra mundial, conto con ayudas extranjeras, sobre todo estados unidos, pero a veremos quienes pueden acudir ahora al rescate de Japón y quienes estaran dispuestos con los niveles de deuda pública en los que se encuentran.

De todos modos, lo que me fastidia de esta situación, es que después de esta catastrofe muchos se centran en el problema de la alerta nuclear para argumentar los riesgos de esta energía. Esta alerta, aparte de factores que se han comentado como que la ubicación no era la adecuada, se produce después de sufrir un terremoto de 8,9 con numerosas replicas también de gran fuerza y un tsunami. No creo que sea el típico peligro al que una central nuclear se deba enfrentar en territorio español, si vamos a considerar peligrosa una central por este suceso, no deberiamos olvidar otros peligros como el de que le caiga un meteorito, por ejemplo.

Viendo el encarecimiento en las energías de las que somos más dependientes, petroleo y gas, y sabiendo que en el futuro seguirán subiendo, los recursos se van agotando y los paises emergentes presionan con su mayor consumo para desarrollarse, necesitamos buscar alternativas. Aunque las energías renovables son las más deseables, estas son aún caras y poco eficientes, por lo que no nos podemos basar exclusivamente en ellas, esto hace que la energía nuclear sea más una necesidad que una opción. Además, con la globalización vemos cada vez más como cualquier suceso que ocurre a nivel nacional se va transmitiendo al resto del mundo, asi que es mejor tener toda la cobertura posible frente a los efectos negativos.

Denis Génova Sanjuán 15 Marzo 2011 - 13:24

En un momento en el que se siguen produciendo explosiones en la central nuclear de Fukushima, que no permiten descartar la posibilidad de que se produzca una crisis nuclear; en el que aún no ha sido posible cuantificar los daños causados; en el que siguen miles de personas desaparecidas y, lamentablemente, siguen apareciendo muertos, etc.; no creo que se pueda dar una opinión exacta sobre las implicaciones que pueda tener la desgracia ocurrida en Japón sobre su propia economía y sobre la situación económica mundial.
Los mercados ya se encontraban en un claro clima de inestabilidad que, tanto el terremoto como el tsunami, no han hecho sino tambalear aún más y han sacado a flote más argumentos para apoyar que, como se podía leer ayer en la encuesta realizada por “The Guardian”, los europeos desconfíen de quiénes deben dirigir sus destinos.
La inexistencia de una “hoja de ruta” energética para países como Alemania o España se ha puesto de manifiesto en el día de hoy. Los gobiernos de estos países han vuelto a preocuparse más por realizar acciones de cara a la galería que les permitan arañar votos para las próximas elecciones; que por tomar decisiones meditadas sin dejarse llevar por las ansías de mantener el poder.
Me parece que está fuera de lugar que hoy se anuncie por parte de Merkel una moratoria para las centrales nucleares, o que se afirme que el cierre de Garoña es irreversible por parte del Ejecutivo español.
¿Es el mejor momento para tomar estas decisiones? ¿Se han tomado el tiempo suficiente para meditarlo? A mí no me lo parece…. ¿puede que se hayan despistado y ya no se acuerden de la situación en Oriente Medio y los precios en los que está ahora mismo el petróleo?

Javier Sánchez Ballesteros 15 Marzo 2011 - 13:26

Parece que cuando se dejan ver síntomas de recuperación de la crisis pasa algo inesperado que nos situa en la posición de partida, en este caso se trata de una catástrofe que ha sacudido a Japón en el peor momento. ya que lleva años atravesando momentos económicos delicados.

La paralización de las industrias de automoción, y la destrucción del sector pesquero en el norte del País que supone el 8% de su PIB son agravantes significativos a su delicada situación, como podemos observar, el Nikkei ha tenido hoy la mayor caida de su historia, un 10%, arrastrando al resto de parques internacionales. El Ibex 35 está sufriendo fuertes correcciones, situandose por debajo de los 10.200 puntos, mientras que el DAX alemán se situa en los 6500 puntos, debido a las fuertes bajadas de compañias aseguradoras que se han visto involucradas.

Como mi compañero Javier, me gustaria destacar la admirable actuación que está teniendo la población Japonesa, mostrandose calmada en todo momento ante esta dificil situación en la que se encuentran.

Valentín Cortés Puya 15 Marzo 2011 - 14:54

Pregunta:¿que creeis que se diría en el mundo si el terremoto hubiera sido en España? Le daría alguien importacia alguna, economicamente hablando?¿Creeis que alguien apostaría como se dice en los medios que saldríamos pronto como los japoneses?Os ruego lo penseis de un modo que nos ayude a mejorar el pais en que vivimos. Ahora nos toca a nosotros.

Arantxa Oroz 15 Marzo 2011 - 15:04

Parece que hasta que no pasa, no nos damos cuenta de los peligros. Merkel, ante la tragedia sucedida en Japón ha reconocido que “la energía nuclear no está preparada para hacer frente a la violencia natural” por lo que se paralizarán las plantas atómicas más antiguas del país. Esto afectará a 7 de los 17 reactores existentes en Alemania. En España también repasamos la situación de nuestras centrales nucleares (Jose Luis Zapatero se ha reunido esta mañana con la Presidenta del Consejo de Seguridad Nuclear), y se reafirma el cierre de la central de Garoña. El resto de Europa estudia someter a sus centrales nucleares a pruebas de resistencia.

¿Las grandes beneficiadas de todo esto? Las energías renovables que suben en bolsa. El fabricante de paneles solares Solaria y la eólica Fersa suben un 14% y 11% respectivamente a media sesión. Abengoa, Befesa y Acciona han subido durante la mañana, aunque a estas horas están frenando. Sin embargo, la fuga que acaba de sufrir la central nuclear de Fukishima y que ha obligado a la evacuación de todas las personas que viven a menos de 20 kilómetros ha hecho caer al Nikkei un 10% y está teniendo “réplicas” en Estados Unidos y Europa. El Ibex cae un 3% y Wall Street un 2%. Espero que toda esta situación no caiga en el olvido con los meses y se siga apostando por una energía limpia sin que haga falta otra tragedia humana.

Carlos González López 15 Marzo 2011 - 20:23

Como se puede observar, a corto plazo está afectando sobre todas las bolsas internacionales y sobre el precio del petróleo (en este caso a la baja). Aunque la coyuntura económica es diferente a la del año 95, podemos preveer que este echo natural afecte de forma semejante a como ocurrió entonces. El Terremoto de Kobe del 95 supuso un descenso del PIB de Japón durante los 3 siguientes años, pero no tuvo mayores consecuencias sobre el resto de las principales potencias económicas del momento, incluso EEUU aumento considerablemente su PIB durante el mismo periodo. Esperemos que esta ocasión ocurra lo mismo, y sobre todo, que las economías que aún no han superado la crisis como la Española, no se vean afectadas económicamente por esta catástrofe.

Como muchos de mis compañeros me gustaria destacar la ejemplar actuación y comportamiento que está teniendo el pueblo japonés.

INMA AGUILERA 15 Marzo 2011 - 22:59

Me gustaría retomar el debate que algunos habéis iniciado sobre el alcance e impacto de la catástrofe de Japón en España. El primer análisis de la OCDE apunta que la producción industrial de Japón puede caer en abril por los perjuicios de las centrales nucleares y los cortes del suministro eléctrico. Si éstas dejan de funcionar, Japón tendrá que abastecerse de otro tipo de fuente energética como el petróleo. Y una subida del precio por parte de la OPEP impactará de lleno en la economía española. Por otro lado, según el ICEX, entre los productos que España más importa de Japón se encuentran, principalmente, los automóviles. Podríamos pensar el efecto negativo a largo plazo que puede ocasionar a la industria automovilística. Sin embargo empresas como Toyota o Nissan han paralizado la producción de sus plantas en Japón como medida preventiva, y han declarado que nutren a España con autos de fabricación europea en su mayoría. ¿Hasta cuándo podrán sobrevivir de estas reservas? Si bien la OCDE no puede estimar el impacto total en la economía por la gravedad de la catástrofe, si que apunta que los impactos de los desastres naturales son a corto plazo, por lo que a medio es de esperar una evolución positiva gracias a la incipiente recuperación que experimentaba la economía japonesa frente a la recesión.

[…] ha permitido mantener el repunte de la divisa frente al resto. En 2010, los inversores japoneses invirtieron 166.000 millones de dólares en otros países. A media jornada, un dólar se intercambiaba por 81,36 yenes, un 0,4% más y eso […]

BORJA VICENTI 16 Marzo 2011 - 10:17

Y como era de esperar la prensa no ha tardado en crear más ruido, más polémica. Avalancha de noticias sobre el estado de nuestras centrales que lo único que consiguen es hacer más daño a nuestra economía y ratificar la “brillante” idea del Gobierno de cerrar Garoña en el 2013,. Los únicos españoles beneficiados serán los trabajadores de ENRESA por el largo desmantelamiento de la misma, el resto pagaremos un precio más caro aún por la electricidad.
Me hace gracia que la noticia adjunta se inicie con la frase “El consejo de seguridad nuclear vigila el estado de cada uno de los reactores de forma continua”…a qué se va a dedicar sino? En el algún momento desde su creación no ha sido ese su cometido? En fin, un poquito de sentido común……

http://www.expansion.com/2011/03/16/empresas/energia/1300231222.html

Ester Alava 16 Marzo 2011 - 10:24

Ante una catástrofe de tal magnitud es dificil valorar consecuencias que no sean otras que las perdidas humanas, pero aún así es inevitable valorar otros efectos cuando estamos hablando de la que hasta hace poco era la segunda potencia económica mundial. El primer impacto ha sido y será los mercados de capitales, ya se ha visto afectada la bolsa de Tokio con fuertes caidas que aunque han tenido hoy un fuerte rebote, la inseguridad y falta de información del gobierno nipón llevarán a continuas fugas de capitales privados que en parte están siendo aprovechados por movimientos especulativos.
Asímismo los mercados de deuda pública internacional están recelosos ante una recompra de bonos por parte del que es uno de los principales acreedores (2º acreedor de deuda pública de EEUU), recompra que disparará la cotización de dichos titulos con un probable incremento de la prima.

ramona de carro 16 Marzo 2011 - 12:44

Hola !!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!! soy ramo del carro, lamento tanto lo que ah ocurrido, pero nadie tiene la culpa de lo sucedido.mi mas sentido pesame. les deseo lo mejor y que subala volsa ja ja !!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!! AGUANTE ARGENTINA LOCO,

Denis Génova Sanjuán 16 Marzo 2011 - 18:26

Hoy el Ministro de Industria ha solicitado al Consejo General de Seguridad Nuclear (CSN) “que inicie un proceso de revisión de la seguridad de todas las centrales nucleares en España”.
Tal y como comenta Borja más arriba, entiendo que esa petición que les realiza Miguel Sebastián en el día de hoy es, por definición y sentido común, la labor que desarrollan día a día.
En cualquier caso, y teniendo en cuenta mi desconocimiento de las funciones exactas del CSN veo como, en su propia página Web, definen su misión de la siguiente forma: “La Misión del CSN es proteger a los trabajadores, la población y el medio ambiente de los efectos nocivos de las radiaciones ionizantes, consiguiendo que las instalaciones nucleares y radiactivas sean operadas por los titulares de forma segura y, estableciendo las medidas de prevención y corrección frente a emergencias radiológicas, cualquiera que sea su origen.”
Sin lugar a dudas parece que desde el Gobierno no se tiene conocimiento sobre los “entretenimientos” diarios de los profesionales del Consejo.
Para rematar la jugada, el Ministerio ha pedido que se priorice el análisis de la central de Cofrentes. Teniendo en cuenta que tiene 27 años de antigüedad, parece coherente realizar un análisis más exhaustivo……siempre y cuando no se le haya concedido una prórroga de funcionamiento hace 10 días, sobre un informe emitido por el propio CSN.
Inicialmente me preocupa saber que desde el Gobierno se duda del trabajo realizado por el CSN, pero al ver que dudan de las decisiones que han tomado hace 6 días….vuelvo a respirar tranquilo. Creo que esto no hace sino poner de manifiesto que este es un capítulo más de la búsqueda del País de Nunca Jamás, en la que se ha convertido la labor de este Ejecutivo. ¿Finalmente aparecerán Peter Pan y Campanilla en el Congreso de los Diputados?

Lorena Senador-Gomez Lázaro 16 Marzo 2011 - 19:01

Japón se enfrenta ante su mayor catástrofe desde la II Guerra Mundial. Se trata de una las principales industrias exportadoras mundiales, por lo que está teniendo y tendrá recortes en el suministro internacional que afectarán sin duda a la producción y resultados de compañías internacionales muy dependientes de la producción nipona (ej: el 50% de la producción de semiconductores se fabrica en Japón). A priori los principales sectores afectados serán las compañías aseguradoras y energéticas, más aún cuando la mayoría de los países están revisando la seguridad en la producción nuclear. Pero no hay mal que por bien no venga, y esta desgracia fomentará la demanda interna (reconstrucción de infraestructuras) de un país prácticamente dependiente de las exportaciones, disparará la demanda de materias primas en países emergentes y dará un impulso a la producción de energías sustitutivas a la nuclear.

Lorena Senador-Gómez Lázaro 16 Marzo 2011 - 23:28

Japón se enfrenta ante su mayor catástrofe desde la II Guerra Mundial. Se trata de una las principales industrias exportadoras mundiales, por lo que está teniendo y tendrá recortes en el suministro internacional que afectarán sin duda a la producción y resultados de compañías internacionales muy dependientes de la producción nipona (ej: el 50% de la producción de semiconductores se fabrica en Japón). A priori los principales sectores afectados serán las compañías aseguradoras y energéticas, más aún cuando la mayoría de los países están revisando la seguridad en la producción nuclear. Pero no hay mal que por bien no venga, y esta desgracia fomentará la demanda interna (reconstrucción de infraestructuras) de un país prácticamente dependiente de las exportaciones, disparará la demanda de materias primas en países emergentes y dará un impulso a la producción de energías sustitutivas a la nuclear.

Karla Stalling 17 Marzo 2011 - 10:55

El devastador terremoto de Japón ha ocasionado miles de pérdidas en vidas humanas, miles de desaparecidos y miles de familias sin hogar. Pero debemos confiar en la capacidad de la sociedad japonesa caracterizada por su disciplina, trabajo y colectivismo, que será la clave para que su recuperación sea más rápida de lo que nos imaginamos, lo cual han demostrado a lo largo de la historia.

Con respecto a la crisis nuclear, algunos dicen que es una irresponsabilidad el haber construido una central en el borde de una placa tectónica. Otros dicen que un responsable de las centrales nucleares de Japón dimitió hace un par de años, al presentar un informe sobre el riesgo que corrían algunas centrales en Japón, al no estar preparadas para resistir movimientos sísmicos de gran nivel, dicho informe fue ignorado por cuestiones y debates políticos y económicos. ¿Se pudo haber evitado este “apocalipsis nuclear”?

Los efectos económicos son muchos, pero me gustaría hacer mención en la repercusión en la industria tecnológica. Empresas como Sony han tenido que cerrar algunas de sus fábricas. Esto se verá reflejado en los precios finales de los productos técnológicos que se encarecerán debido a un aumento de los costes de fabricación. Compañías como Sharp, Epson, Panasonic y Sony han donado dinero, radios, etc, para colaborar en la rápida recuperación de dicho país.

En fin podriamos analizar cada uno de los sectores afectados por este evento natural, pero considero que los más importantes son la pérdida de vidas humanas y los efectos en la salud de los ciudadanos que se podrán observar en el futuro, ocasionados por la radiación a la que han estado expuestos.

Jesus Romero Quesada 17 Marzo 2011 - 12:53

¿Cuál sera la situación economica de Japon? Pues de momento incierta, no se puede decir mucho mas dadas la circunstancias y el paron a todos los niveles de la estructura e la isla nipona. Lo que si sabemos es que la deuda, ya alta, continuara aumentando, la ayuda internacional se hara latente, o ¿de donde van a salir los recursos economicos para afrontar todos sus problemas estructurales cuando la pesca en el norte del pais( aproximadamente un 8% del PIB) esta destruido y los grandes industriales (por ejemplo del motor) estan paralizados? Sin olvidas los problemas nucleares! Un nuevo Chernobil? Lo dudo, mucho mejor preparados estan los japoneses. Aprovecho para posicionarme a favor en este debate de energias. Obviamente, no es la energia mas segura, pero si una de las mas productivas y rentables hoy por hoy, en contra de las energias renovables, que con gran potencial, lejos de ofrecer hoy por hoy las capacidades que la nuclear nos da. De acuerdo con invertir en renovables, pero tiempo al tiempo y vivir al dia, la energia nuclear nos ofrece grandes cosas, solo tener un gran control de seguridad. Mucha suerte a Japon.

Jesus Romero Quesada 17 Marzo 2011 - 12:53

¿Cuál sera la situación economica de Japon? Pues de momento incierta, no se puede decir mucho mas dadas la circunstancias y el paron a todos los niveles de la estructura e la isla nipona. Lo que si sabemos es que la deuda, ya alta, continuara aumentando, la ayuda internacional se hara latente, o ¿de donde van a salir los recursos economicos para afrontar todos sus problemas estructurales cuando la pesca en el norte del pais( aproximadamente un 8% del PIB) esta destruido y los grandes industriales (por ejemplo del motor) estan paralizados? Sin olvidas los problemas nucleares! Un nuevo Chernobil? Lo dudo, mucho mejor preparados estan los japoneses. Aprovecho para posicionarme a favor en este debate de energias. Obviamente, no es la energia mas segura, pero si una de las mas productivas y rentables hoy por hoy, en contra de las energias renovables, que con gran potencial, lejos de ofrecer hoy por hoy las capacidades que la nuclear nos da. De acuerdo con invertir en renovables, pero tiempo al tiempo y vivir al dia, la energia nuclear nos ofrece grandes cosas, solo tener un gran control de seguridad. Mucha suerte a Japon.

Jesus Romero Quesada 17 Marzo 2011 - 12:53

¿Cuál sera la situación economica de Japon? Pues de momento incierta, no se puede decir mucho mas dadas la circunstancias y el paron a todos los niveles de la estructura e la isla nipona. Lo que si sabemos es que la deuda, ya alta, continuara aumentando, la ayuda internacional se hara latente, o ¿de donde van a salir los recursos economicos para afrontar todos sus problemas estructurales cuando la pesca en el norte del pais( aproximadamente un 8% del PIB) esta destruido y los grandes industriales (por ejemplo del motor) estan paralizados? Sin olvidas los problemas nucleares! Un nuevo Chernobil? Lo dudo, mucho mejor preparados estan los japoneses. Aprovecho para posicionarme a favor en este debate de energias. Obviamente, no es la energia mas segura, pero si una de las mas productivas y rentables hoy por hoy, en contra de las energias renovables, que con gran potencial, lejos de ofrecer hoy por hoy las capacidades que la nuclear nos da. De acuerdo con invertir en renovables, pero tiempo al tiempo y vivir al dia, la energia nuclear nos ofrece grandes cosas, solo tener un gran control de seguridad. Mucha suerte a Japon.

Jesus Romero Quesada 17 Marzo 2011 - 12:53

¿Cuál sera la situación economica de Japon? Pues de momento incierta, no se puede decir mucho mas dadas la circunstancias y el paron a todos los niveles de la estructura e la isla nipona. Lo que si sabemos es que la deuda, ya alta, continuara aumentando, la ayuda internacional se hara latente, o ¿de donde van a salir los recursos economicos para afrontar todos sus problemas estructurales cuando la pesca en el norte del pais( aproximadamente un 8% del PIB) esta destruido y los grandes industriales (por ejemplo del motor) estan paralizados? Sin olvidas los problemas nucleares! Un nuevo Chernobil? Lo dudo, mucho mejor preparados estan los japoneses. Aprovecho para posicionarme a favor en este debate de energias. Obviamente, no es la energia mas segura, pero si una de las mas productivas y rentables hoy por hoy, en contra de las energias renovables, que con gran potencial, lejos de ofrecer hoy por hoy las capacidades que la nuclear nos da. De acuerdo con invertir en renovables, pero tiempo al tiempo y vivir al dia, la energia nuclear nos ofrece grandes cosas, solo tener un gran control de seguridad. Mucha suerte a Japon.

Jesus Romero Quesada 17 Marzo 2011 - 12:53

¿Cuál sera la situación economica de Japon? Pues de momento incierta, no se puede decir mucho mas dadas la circunstancias y el paron a todos los niveles de la estructura e la isla nipona. Lo que si sabemos es que la deuda, ya alta, continuara aumentando, la ayuda internacional se hara latente, o ¿de donde van a salir los recursos economicos para afrontar todos sus problemas estructurales cuando la pesca en el norte del pais( aproximadamente un 8% del PIB) esta destruido y los grandes industriales (por ejemplo del motor) estan paralizados? Sin olvidas los problemas nucleares! Un nuevo Chernobil? Lo dudo, mucho mejor preparados estan los japoneses. Aprovecho para posicionarme a favor en este debate de energias. Obviamente, no es la energia mas segura, pero si una de las mas productivas y rentables hoy por hoy, en contra de las energias renovables, que con gran potencial, lejos de ofrecer hoy por hoy las capacidades que la nuclear nos da. De acuerdo con invertir en renovables, pero tiempo al tiempo y vivir al dia, la energia nuclear nos ofrece grandes cosas, solo tener un gran control de seguridad. Mucha suerte a Japon.

Jesus Romero Quesada 17 Marzo 2011 - 12:53

¿Cuál sera la situación economica de Japon? Pues de momento incierta, no se puede decir mucho mas dadas la circunstancias y el paron a todos los niveles de la estructura e la isla nipona. Lo que si sabemos es que la deuda, ya alta, continuara aumentando, la ayuda internacional se hara latente, o ¿de donde van a salir los recursos economicos para afrontar todos sus problemas estructurales cuando la pesca en el norte del pais( aproximadamente un 8% del PIB) esta destruido y los grandes industriales (por ejemplo del motor) estan paralizados? Sin olvidas los problemas nucleares! Un nuevo Chernobil? Lo dudo, mucho mejor preparados estan los japoneses. Aprovecho para posicionarme a favor en este debate de energias. Obviamente, no es la energia mas segura, pero si una de las mas productivas y rentables hoy por hoy, en contra de las energias renovables, que con gran potencial, lejos de ofrecer hoy por hoy las capacidades que la nuclear nos da. De acuerdo con invertir en renovables, pero tiempo al tiempo y vivir al dia, la energia nuclear nos ofrece grandes cosas, solo tener un gran control de seguridad. Mucha suerte a Japon.

Jesus Romero Quesada 17 Marzo 2011 - 12:54

¿Cuál sera la situación economica de Japon? Pues de momento incierta, no se puede decir mucho mas dadas la circunstancias y el paron a todos los niveles de la estructura e la isla nipona. Lo que si sabemos es que la deuda, ya alta, continuara aumentando, la ayuda internacional se hara latente, o ¿de donde van a salir los recursos economicos para afrontar todos sus problemas estructurales cuando la pesca en el norte del pais( aproximadamente un 8% del PIB) esta destruido y los grandes industriales (por ejemplo del motor) estan paralizados? Sin olvidas los problemas nucleares! Un nuevo Chernobil? Lo dudo, mucho mejor preparados estan los japoneses. Aprovecho para posicionarme a favor en este debate de energias. Obviamente, no es la energia mas segura, pero si una de las mas productivas y rentables hoy por hoy, en contra de las energias renovables, que con gran potencial, lejos de ofrecer hoy por hoy las capacidades que la nuclear nos da. De acuerdo con invertir en renovables, pero tiempo al tiempo y vivir al dia, la energia nuclear nos ofrece grandes cosas, solo tener un gran control de seguridad. Mucha suerte a Japon.

Pedro Ramos Segura 17 Marzo 2011 - 13:02

Lo importante, además del resentimiento de la economia japonesa es el resentimiento de las economías colaterales.
La valoración de pérdidas de 100.000 millones se queda corta en comparación a lo que supone la economía globlal, que probablemente sea 5 veces superior.

Javier Henche 17 Marzo 2011 - 17:13

Tras la catástrofe ocurrida, Japón tendrá que trabajar mucho para levantarse de este duro golpe. Comentarios anteriores ya han analizado gran parte de los problemas económicos a los que los japoneses van a tener que hacer frente, tales como las dificultades de la industria tecnológica para “colocar” sus productos en el extranjero debido a los problemas en las fábricas (Mitsubishi, Toyota o Kawasaki) o el sector pesquero del norte del país con los barcos prácticamente inservibles.
Otro de los problemas a los que los japoneses tendrán que hacer frente es el miedo al consumo de sus productos por los países extranjeros (especialmente productos de alimentación).
A partir de ahora, y con la desconfianza que se está creando al no saber con exactitud qué está pasando en la central nuclear de Fukushima, los países importadores de productos japoneses relacionados con la alimentación van a recortar drásticamente sus compras, con el consiguiente impacto negativo en su economía.
Desde que se ha dado la voz de alarma en la central nuclear, varios países como Indonesia o Italia han incrementado los controles en este tipo de productos. La propia CE ha aconsejado que “los países realicen pruebas especiales a los productos agroalimentarios que hayan llegado a la UE desde Japón a partir del 15 de marzo”. Sin duda, el miedo al consumo de productos alimentarios procedentes de Japón va a traer consecuencias muy negativas a la ya de por si dañada economía japonesa.

Fuente: http://www.20minutos.es/noticia/991067/0/ue/japon/radiactividad/

martha elena alvares lievano 18 Marzo 2011 - 00:29

esto me ayuda en mi tarea y es interesante saver esto de el mundo

Patricia Rodrigo Meneses 18 Marzo 2011 - 06:25

Algo que me golpea la cabeza desde el día del terremoto es que cuando suceden desgracias, ocasionadas por la poderosa naturaleza en lugares de la tierra donde viven hombres, mujeres y niños a los que le falta hasta la dignidad, los que vivimos en lugares privilegiados nos preocupamos de conseguir fondos para paliar el sufrimiento humano; mandamos ayuda humanitaria y nos traemos vivencias que nos cambian. En cambio en el caso de Japón los titulares giran en torno a su economía, nuestra economía, la economía mundial, la energía nuclear, las energías renovables, la paralización de los reactores… el sufrimiento humano queda en un segundo plano camuflado por el carácter respetuoso, educado y luchador de los japoneses.
A mi me preocupan las familias rotas, las personas que se han quedado sin trabajo, a las que a pesar de haber perdido su casa van a tener que seguir pagando la hipoteca (las aseguradoras no cubren los efectos de los terremotos ni sumamis), las personas contaminadas jóvenes y mayores que no van a poder trabajar nunca más…
Si ya tenían un problema de envejecimiento poblacional esto lo agrava, si hay menos gente trabajando (bajas debidas a los efectos directos e indirectos del terremoto) más problemas para pagar pensiones y para cuidar a los mayores ni que decir del consumo que se reactivará por la coyuntura, continuando bajo en cuanto queden satisfechas las necesidades básicas.
Espero y deseo que el pueblo japonés salga de ésta, que sean críticos con todo lo que les cuenten los políticos y sigan vendiendo al resto del mundo su “fantástica” tecnología.

faizuli 23 Marzo 2011 - 17:17

me parese ques una voleta lo que paso yo lo vi por yotuvey facevoc y no es nada lo que paso buno tengo que lavar el baño chao

ana maría santodomingo 14 Abril 2011 - 23:50

ustedes si..
solo piensan en ustedes mismos que si les ocurrirá lo mismo antes ayudemos a japón

jennyfer la + linda 15 Abril 2011 - 21:57

Como se ha comentado más arriba, la deuda pública japonesa alcanza casi el 200% del PIB y los tipos de interés oficiales son cercanos a cero, en lo que venía caracterizándose como una frágil recuperación económica del país, marcado por la deflación. El duro golpe vivido en los últimos días (amén de las víctimas producidas) ha provocado unas pérdidas económicas de más de 100.000 millones de dólares, según las primeras estimaciones. Además de financiar las labores de reconstrucción, el Ejecutivo japonés cuenta con un fondo de reserva y se prevé la aprobación de una ampliación con fondos adicionales. El Banco de Japón ha anunciado que inyectará liquidez dotando a los bancos con un fondo de un máximo de 26.300 millones de euros e intensificará su programa de compra de activos. Asimismo, ha decidido flexibilizar su política monetaria mediante préstamos al mercado financiero -porque además los bancos de las zonas afectadas podrían, si no, quedarse sin liquidez al tener que ampliar sus préstamos en condiciones especialmente blandas para los afectados-, reforzando su programa de lucha contra la deflación (puesto en marcha a finales de 2009) para tratar de alentar la actividad económica y disminuir la carga de la deuda. En definitiva, el gasto público se elevará y la recuperación ya ha sido frenada.
Las pérdidas en infraestructuras son también cuantiosas (incluso con riesgo nuclear) y los cortes de suministro eléctrico para ahorrar energía (con el fin de garantizar el suministro en las zonas devastadas) tiene consecuencias negativas para el país nipón. En una economía altamente dependiente de las exportaciones, las principales plantas de la industrial del motor (con gran peso en la economía) han paralizado su actividad. Esto –apuntan algunos- puede reportar algún efecto favorable a la industria española del sector. Por otro lado, compañías españolas de otros sectores (por ejemplo, moda) han tenido que cerrar también sus centros.
En medio de esta situación y del desánimo por la tragedia, existen sin embargo análisis que apuntan a que, superados los primeros momentos, el medio plazo tiene visos de ser más positivo para Japón por virtud del aumento del gasto público y de la relajación monetaria. Y no faltan quienes hacen predicciones optimistas acerca del ritmo de recuperación de la actividad industrial prevista, apoyándose en la experiencia del terremoto de Kobe.
(Fuentes: Expansión y Cinco Días).

jennyfer la + linda 15 Abril 2011 - 21:57

Como se ha comentado más arriba, la deuda pública japonesa alcanza casi el 200% del PIB y los tipos de interés oficiales son cercanos a cero, en lo que venía caracterizándose como una frágil recuperación económica del país, marcado por la deflación. El duro golpe vivido en los últimos días (amén de las víctimas producidas) ha provocado unas pérdidas económicas de más de 100.000 millones de dólares, según las primeras estimaciones. Además de financiar las labores de reconstrucción, el Ejecutivo japonés cuenta con un fondo de reserva y se prevé la aprobación de una ampliación con fondos adicionales. El Banco de Japón ha anunciado que inyectará liquidez dotando a los bancos con un fondo de un máximo de 26.300 millones de euros e intensificará su programa de compra de activos. Asimismo, ha decidido flexibilizar su política monetaria mediante préstamos al mercado financiero -porque además los bancos de las zonas afectadas podrían, si no, quedarse sin liquidez al tener que ampliar sus préstamos en condiciones especialmente blandas para los afectados-, reforzando su programa de lucha contra la deflación (puesto en marcha a finales de 2009) para tratar de alentar la actividad económica y disminuir la carga de la deuda. En definitiva, el gasto público se elevará y la recuperación ya ha sido frenada.
Las pérdidas en infraestructuras son también cuantiosas (incluso con riesgo nuclear) y los cortes de suministro eléctrico para ahorrar energía (con el fin de garantizar el suministro en las zonas devastadas) tiene consecuencias negativas para el país nipón. En una economía altamente dependiente de las exportaciones, las principales plantas de la industrial del motor (con gran peso en la economía) han paralizado su actividad. Esto –apuntan algunos- puede reportar algún efecto favorable a la industria española del sector. Por otro lado, compañías españolas de otros sectores (por ejemplo, moda) han tenido que cerrar también sus centros.
En medio de esta situación y del desánimo por la tragedia, existen sin embargo análisis que apuntan a que, superados los primeros momentos, el medio plazo tiene visos de ser más positivo para Japón por virtud del aumento del gasto público y de la relajación monetaria. Y no faltan quienes hacen predicciones optimistas acerca del ritmo de recuperación de la actividad industrial prevista, apoyándose en la experiencia del terremoto de Kobe.
(Fuentes: Expansión y Cinco Días).

ariel moncada 27 Septiembre 2011 - 23:11

gracias a esta informacion podre llevar a dar una socializacion exelente en mi unidad de formacion sobre las consecuencias mundiales

carol 10 Noviembre 2011 - 02:58

ami me ayuda con la tarea =)

alex 1 Febrero 2012 - 16:51

Ponemos a disposición de cualquiera nuestra web gratuita para encontrar personas desaparecidas.

Suerte, un abrazo.

http://www.datosde.com

Karla 23 Noviembre 2012 - 01:38

Hola

Garry 28 Septiembre 2013 - 18:36

Buen día,

Nos ofrecen préstamos privados, comerciales y personales con muy mínima anual de las tasas de interés tan bajo como el 3% en un 1 año a 50 años de período de duración de reembolso a cualquier parte del mundo. Damos préstamos dentro del rango de $ 5,000.00 dólares a $ 100,000,000.00 dólares estadounidenses.

Nuestros préstamos están bien asegurados para la máxima seguridad es nuestra prioridad, ¿Está perdiendo el sueño por las noches preocupante cómo conseguir un prestamista de préstamo de fiar? ¿Está mordiendo las uñas a la rápida? En lugar de golpear a ti mismo, póngase en contacto con el Sr. Garry AGENCIA DE PRÉSTAMO Hook HOY (Loan Services) ahora, los especialistas de préstamos que ayudan a detener el mal historial de crédito, para descubrir una solución de ganar, que es nuestra misión.

Las personas interesadas deben ponerse en contacto conmigo a través de E-mail:
Nombre del Prestador: Sr. Garry Hook
El Prestador Email: garryhookloanfirm01@gmail.com

Saludos cordiales,
Garry Hook

Betty Mabel 30 Junio 2016 - 12:12

TESTIMONIO SOBRE CÓMO obtuvo un préstamo de una compañía de préstamo GENUINO semana pasada.

Soy Danny Meister por su nombre. Yo vivo en EE.UU., quiero utilizar este medio para alertar a todos los solicitantes de préstamos que tener mucho cuidado porque hay estafadores everywhere.Few meses atrás yo era tensa financieramente, y debido a mi desesperación me estafado por varios prestamistas en línea. Casi había perdido la esperanza hasta que un amigo me refirió a un prestamista muy fiable llamada señora Betty Mabel que me presta un préstamo sin garantía de $ 150,000.00 dólares en la última semana 7 horas sin ningún tipo de estrés. Si usted está en necesidad de cualquier tipo de préstamo sólo en contacto con ella a través de e-mail: betty.mabel227@gmail.com

Dejar un Comentario

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle contenido relacionado con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar