1
Feb

El Foro de Davos y China

Escrito el 1 febrero 2011 por Daniel Fernández Kranz en China, Economía de EEUU

Artículo escrito por Daniel Fernández Kranz. Profesor del Departamento de Entorno Económico, IE Business School.

Si algún mensaje ha salido claro de la reunión de Davos que ha finalizado el pasado domingo, es que se confirma el gran peso político y económico de China (también de India) en el escenario global. Según algunas proyecciones, la economía China podría superar a la estadounidense en tamaño (PIB en paridad del poder adquisitivo) en uno o dos años. Muchos han interpretado este mensaje como la confirmación de la amenaza china hacia occidente. En Davos y en otros foros económicos normalmente se alude al gran tamaño de la economía China para afirmar que China está destinada a ostentar el poder económico global. Pero, ¿son tamaño económico y poder económico la misma cosa? En algunos deportes, el tamaño da a quien lo tiene una ventaja sobre sus rivales, pero en la competición económica las cosas son a veces distintas y tamaño económico no siempre va asociado a poder económico.

Attendees listen to a session at the World Economic Forum in Davos, Switzerland on Wednesday, Jan. 26, 2011. Buoyed by a burst of optimism about the global economy and mindful of the "new reality" that has framed it in the aftermath of the financial crisis some 2,500 business leaders, politicians and social activists will tackle an array of issues on the first day of the World Economic Forum. (AP Photo/Michel Euler)

En muchos aspectos, el debate sobre el papel económico de China para las próximas décadas se parece mucho al que inundó periódicos y revistas en los años ochenta sólo que entonces la amenaza económica era Japón, o el que estuvo presente en discusiones en los años cincuenta y sesenta y que apuntaba al amenazante poderío económico de la Unión Soviética. En el primer caso, el de Japón, la por entonces economía emergente acabó inmersa en una crisis que aunque se ha venido a llamar la crisis de la década perdida, lo cierto es que lleva lastrando el crecimiento económico del país durante más de 18 años. El segundo caso es todavía más extremo, ya que de ser una potencial amenaza económica mundial, la URSS pasó a ser un desastre económico de tal calibre que terminó con su propia disolución y pérdida definitiva de liderazgo como bloque económico.

¿Por qué asustaron tanto Japón y la URSS en su momento y sin embargo fracasaron en su intento de ostentar la hegemonía económica global?

En ambos casos la respuesta se llama productividad. Japón y la URSS asustaban cuando su productividad crecía (más que la de EE.UU.) y dejaron de asustar cuando su productividad dejó de crecer. La crisis de Japón es fundamentalmente una crisis de productividad. Durante la década perdida de los años 90 la productividad media de los factores se estancó y no ha crecido a tasas importantes desde entonces. En el caso de la URSS, la productividad del factor trabajo creció mucho cuando después de la segunda guerra mundial se acometieron grandes inversiones en capital fijo, pero dejó de crecer cuando esas inversiones o el uso que se hacía de ellas pasó a ser ineficiente.

En ambos casos, la economía supuestamente amenazada, la de los EE.UU., consiguió sobrevivir y ganar la partida gracias a que su productividad crecía más y de forma más persistente que la de Japón y la URSS. Los productos norteamericanos han seguido siendo competitivos frente a los productos japoneses y de los países de la antigua URSS. Es cierto que varios sectores de la economía norteamericana han sufrido el embate de la competencia, sobretodo japonesa, pero también lo es que Estados Unidos ha conseguido desarrollar nuevos productos, nuevos sectores y empresas que son líderes mundiales. Como reflejo de todo ello, Estados Unidos sigue siendo la economía del planeta que atrae más inversión directa extranjera (UNCTAD), incluso por encima de China. Las razones por las cuales la productividad estadounidense es tan alta y crece tan deprisa siguen siendo motivo de debate entre economistas, pero lo cierto es que ese diferencial de crecimiento de la productividad estadounidense en comparación a la de otras regiones económicas avanzadas (incluida la Unión Europea) sigue siendo el mayor activo económico de ese país.

¿Y China?

Efectivamente, una de las claves del espectacular crecimiento económico chino durante las últimas tres décadas ha sido su rápido aumento de la productividad, muy superior a las tasas de crecimiento estadounidenses. La pregunta, sin embargo, es hasta cuándo durará esta tendencia.  El peculiar régimen político del gigante asiático ha sido seguramente clave para poder adoptar de forma pacífica algunas de las reformas que le han llevado a mejorar su productividad. Pensemos por ejemplo en el ‘ordenado’ trasvase de población de las zonas rurales a las ciudades. Sin embargo, esa misma rigidez política se puede convertir en un obstáculo para futuros crecimientos de la productividad que no pueden ya estar basados en un mejor aprovechamiento de mano de obra ociosa en zonas rurales sino en aspectos como la innovación, la creatividad, la toma de riesgos y el alto valor añadido. Y no queda claro que un gran tamaño vaya a ser un factor determinante para ese desempeño. Puede ser que el tamaño de China asuste a muchos, pero no debe exagerarse su potencial para competir contra los productos de los países desarrollados.

¿Creen ustedes que los suizos están muy asustados de China?

Probablemente no a pesar de ser un país diminuto comparado con China. Y es que Suiza, según Davos también, lleva años siendo la economía más productiva del mundo.

¿Es China una amenaza para EEUU o acabará como la URSS y Japón?

Comentarios

Alberto 1 febrero 2011 - 19:46

Buenas, el otro día leí este blog, y es un descubrimiento ejemplar. No sólo por su contenido, que me está sirviendo muchísimo para comprender millones de cosas, sino que además tiene un diseño perfecto, simple pero elegante, muy navegable y sencillo.

Muy bueno, Felicidades.

Cuando las circunstancias me lo permitan, intentaré matricularme en IE.

Saludos!

iker 1 febrero 2011 - 22:49

A dia de hoy China aparenta mucho, son 1300millones de personas, pero no solo es el lastre de un gobierno y un sistema, sino la misma forma de trabajar de los chinos, su mentalidad y su cultura lo que les lleva a ser muy buenos productores en sistemas rigidos y jerarquizados, pero sin una buena supervision la mayoria de los mismos no son capaces de producir. Si el gobierno chino no comienza a fomentar la autogestion y mantiene una cultura de “masa”, a la larga les sera muy complicado aumentar su productividad. Ahora mismo son 1300millones de chinos los que son necesarios para exportar mas que contra 80millones de alemanes, creo que esa proporcion lo dice todo.

Pd: de todas formas teniendo en cuenta que su cultura es intrinsicamente adicta al juego, siempre podemos abrir casinos estilo a los de macao en españa y traer aqui a los chinos a jugar.

[…] This post was mentioned on Twitter by Javier Sáenz, GrupoTECNOCO. GrupoTECNOCO said: Foro de Davos y China: Artículo escrito por Daniel Fernández Kranz. Profesor del Departamento de Entorno Económi… http://bit.ly/eKOdVw […]

Bea Jiménez 2 febrero 2011 - 18:01

Yo creo que son tantos que, a poco bien que lo hagan, son una muy seria amenaza para el resto del mundo. Lo que no termino de ver claro es cuánto tiempo van a aguantar bajo el yugo opresor del partido comunista y el recorte de derechos, y (no tenemos más que ver lo que está pasando en Egipto y Túnez) si una posible revolución democrática les hará perder el foco en el crecimiento económico. Creo que es cuestión de tiempo que también en China se plantee algo similar, y dependerá de estas consecuencias que EEUU deba preocuparse o no.

Nosotros, como seguiremos siendo una economía de segunda fila, nos dará igual que el motor mundial sean unos u otros, supongo.

Salvador Gimeno 3 febrero 2011 - 00:02

Pues yo si creo que el modelo Chino va para largo. Considero que la estabilidad política por el sistema que durante tantos años ha tenido les ha permitido seguir una línea y estar situados como están ahora. Es un indicador el que en el mundo de los negocios cada día son más los que intentan posicionarse en China. El “chino” como idioma, cada día está más en auge y ya son bastantes las empresas que en sus ofertas lo incluyen como un valor a tener en cuenta.
Sin embargo, si nos fijamos en indicadores económicos la elevada tasa de ahorro de las familias y empresas mantiene el coste de la financiación a niveles moderados. Se hace necesario el estímulo de crecimiento del consumo privado doméstico, la promoción de los servicios, la equiparación del trato a las empresas públicas y privadas y la reducción del papel del estado en la asignación de recursos. Si se hace esto, sin duda, China será una amenaza no sólo para EEUU sino para el resto del mundo.

decimo 4 enero 2012 - 10:21

China se acabará comiendo a EEUU sino veremos…
http://www.decimoarte.com

compramus 20 marzo 2012 - 12:16

Desde mi humilde opinion, no me cabe duda que el sistema politico que tiene china es muy efectivo a nivel de productividad y sometimiento de la poblacion, ademas de la enorme influencia publicitaria y de manejo de masas que tiene su gobierno. Innegablemente con los años ese sistema se vera obligado a ir abriendose y eso generara en la poblacion un conocimiento externo a su propio mundo e inevitablemente una nueva vision de la vida y los objetivos de la misma.
Lo que es innegable tambien es que la economia de las empresas (industrias, tecnologia, tiendas online, comercios) todos ellos seguiran buscando su materia prima en donde sea mas economica y china lo sabe.
El tiempo la sociedad china vera la realidad mundial, pero…
¿Cuando comprenderemos nosotros que cada vez que compramos productos chinos o de fuera de nuestro pais, estamos enviando la produccion, el trabajo y el dinero lejos de nuestra comunidad o pais?

Un saludo a todos, muy buen blog.

Dejar un Comentario

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle contenido relacionado con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar