29
Nov

Internacionalización de la empresa española

Escrito el 29 noviembre 2010 por María Jesús Valdemoros en Miscelánea

Los problemas de la economía española, que en los mercados financieros han tomado la forma de desconfianza hacia la sostenibilidad de nuestra deuda pública, hunden sus raíces en un mal conocido desde hace años:  nuestra falta de competitividad derivada del paupérrimo avance de la productividad (sin mejoras de la productividad, es imposible crecer a un ritmo adecuado para ganar capacidad de afrontar con holgura la devolución de la deuda).

 En efecto, la productividad de la economía española, tanto en términos de la productividad aparente del trabajo como de la productividad total de los factores, ha dado muestras de una total atonía durante mucho tiempo. Los malos registros en ese ámbito han quedado en un segundo plano mientras el crecimiento del empleo permitía avances importantes del PIB agregado y per cápita. Sin embargo, esa era necesariamente una situación transitoria, ya que las ganancias de producción per cápita vía empleo son limitadas (las tasas de empleo y de actividad no pueden ir más allá del 100%). En el medio y largo plazo, una economía sólo puede avanzar en sus niveles de bienestar si es capaz de impulsar su productividad.

agricultor

Como distintos de los autores han comentado en este blog, la debilidad crónica de la productividad ha llevado a España a la pérdida continua de posiciones en los diversos rankings de competitividad. Aunque debemos tener claro que el concepto de competitividad es más complejo, pues estamos ante una realidad  con una naturaleza multidimensional, que puede analizarse desde distintas perspectivas y con diferentes indicadores. Así, por ejemplo, si se observan las cuotas que España tiene en el comercio mundial, se ve que nuestro país ha sido capaz de mantenerlas incluso en la crítica situación actual.

¿Cómo es posible? Según apuntan diferentes economistas, la explicación a ese curioso fenómeno radica en cierta dualidad de nuestro tejido productivo. Por un lado contamos, al igual que el resto de economías europeas, con muchísimas pymes. De hecho, tenemos proporcionalmente más pymes que esos países. Para estas empresas resulta muy difícil competir en los mercados mundiales; su falta de competitividad les obstaculiza la salida al exterior, mientras que su ausencia de los mercados internacionales les impide alcanzar competitividad en respuesta al exigente ambiente que se vive en dichos mercados.

Frente a esas pymes, tenemos empresas altamente competitivas, innovadoras y plenamente operativas en el escenario mundial. Empresas que desarrollan una importante actividad en el exterior, exportando y produciendo fuera de nuestras fronteras. Esas empresas son las que sostienen nuestras cuotas en las exportaciones mundiales, con buenos registros de productividad y competitividad.

LA INTERNACIONALIZACIÓN EMPRESARIAL, CLAVE PARA NUESTRA COMPETITIVIDAD

 La internacionalización de nuestras empresas es imprescindible en cualquier estrategia con la que pretendamos renovar nuestro modelo productivo para garantizar un crecimiento sostenible en los años venideros. Así lo entiende también el Círculo de Empresarios, que recientemente publicaba la cuarta edición de su Anuario sobre la internacionalización de la empresa española. Al igual que en ediciones precedentes, el Círculo ha premiado en este Anuario varias operaciones que empresas españolas realizaron en el exterior durante 2009. En concreto los premios han recaído en  las siguientes empresas y operaciones:

La concesión a Abengoa de una planta de cogeneración en Tabasco (México); el incremento de la participación de BBVA en el China Citic Bank hasta un 15%; el acuerdo para el suministro de aerogeneradores de Gamesa en la región china de Mongolia Interior; la adjudicación en Venezuela de una central de ciclo combinado a un consorcio de Iberdrola Ingeniería y Construcción y Elecnor; la concesión al Grupo OHL del mayor intercambiador de autopistas de Miami, y la concesión a un consorcio liderado por Sacyr Vallehermoso de la ampliación del Canal de Panamá.

Son, sin duda, ejemplos destacables de la apuesta que distintas empresas hacen por la salida al exterior. Un ejemplo que ojalá cundiera, algo que resultaría mucho más probable si se crearan condiciones más favorables abordando las reformas estructurales de las que tan necesitados estamos. No voy a enumerar todas ellas, pero sí quiero detenerme brevemente en dos que considero urgentes: la definitiva reestructuración y saneamiento de nuestro sistema financiero y la adopción de medidas que garanticen la estabilidad de nuestras cuentas públicas (con reformas que van desde la introducción de mecanismos que disciplinen el gasto de las CCAA a medidas que hagan viable a nuestro sistema de pensiones). Sin estas dos reformas, va a ser muy complicado acceder a la financiación necesaria para la internacionalización

Comentarios

[…] This post was mentioned on Twitter by Panama VIP, Panama TV, Travel Panama, Amel Fernández, indicebursatil.es and others. indicebursatil.es said: Internacionalización de la empresa española http://bit.ly/fVmYZv […]

Sonia 29 noviembre 2010 - 12:51

La composición por tamaño de nuestro tejido empresarial es un problema, sin duda. Y me parece que no tanto porque tengamos muchas pequeñas empresas, algo habitual en todas las economías avanzadas, sino porque apenas si alguna de ellas consigue crecer y alcanzar un tamaño que le permita aspirar a mayores cotas. También debe influir el relativamente pequeño peso que tiene el sector industrial.
Por otra parte, me da que, o se facilita la actividad de las empresas mejorando la regulación, o seguirá siendo difícil para las empresas no ya crecer, sino nacer

Rosa González 1 diciembre 2010 - 00:47

El BCE tiene su línea de actuación y va a ser complicado que se modifique pero debería tener muy en cuenta el peligro que corren Portugal y España por la desconfianza y la inestabilidad de los mercados que cada día presionan más, hoy una vez más la prima de riesgo de España ha vuelto a alcanzar máximos 298,2 puntos básicos hasta situarse en los 284,2 puntos. Esto unido a que tenemos un paro de más del 20% y que la previsión es que aumente hace que la situación sea muy delicada. Además si Portugal y principalmente España, que representa el 11% del PIB de la UE, no se mantienen, la UE lo va a tener muy complicado, y puede ponerse en entredicho la fortaleza de la UE y su continuidad.
Como conclusión, parece coherente que el BCE llevara a cabo políticas expansivas que inyecten liquidez al mercado a través de los bancos, y que den por lo menos un respiro, devolviendo la confianza a los mercados y aliviando el % de paro. Decir que esto no exime al gobierno español de adoptar profundas reformas en diversas áreas: sector financiero, pensiones, paro etc…como complemento necesario de las medidas de transparencia puestas en marcha (CCAA, bancos y cajas).

Rosa González 1 diciembre 2010 - 08:08

Disculpa M. Jesús, mi comentario era para el post de Qué política monetaria aplicará el Banco Central Europeo? de Rafael Pampillón…Muchas gracias!

Loko 1 diciembre 2010 - 23:34

Hola!

Enhorabuena por la 4ª edición de vuestro anuario, que sigo con mucho interés desde su primera publicación. Seré breve y contundente:

1. Sería de gran interés que realizaráis en la próxima edición un análisis de Pymes con éxito en su proceso de internacionalización. De hecho, es tan difícil y arriesgado para ellas que aquellas que lo intentan y, a posteriori, tienen éxito.

2. ¿Por qué no hablamos, tan de moda los nombres en el mundo business, de la responsabilidad empresarial o corporativa? Me parecen muy bien que las empresas necesiten dinero y los bancos más liquidez para mejorar sus P&L y ratios de solvencia. Pero, ¿por qué les dejamos que inflasen las tasaciones de las viviendas entre el 2022 hasta el 2008 mediante la creación de una de las tasadoras más importantes de viviendas que ahora ha sido adquirida por un fondo? Debían haber tenido unos ratios de crecimiento del 3-5% (CARG) por ejemplo, y no del 16% anual. Pero claro, ahora toca corregir esas tasas de crecimiento con tasas negativas.

Comentarios:
– Se habla mucho de RSC, medioambiente, ecología, fundaciones para ayuda a los jóvenes, al talento, etc. ¿Os habéis preocupado en ver realmente los programas de trabajo y los grupos de interés que hay detrás?

Antes de cambiar el modelo productivo y apostar por un modelo económico diferente….quizás haya que cambiar otras cosas antes y tiene mucho que ver con la forma de trabajar de las compañías y las personas que están detrás.

$Suerte$

Eurobusiness Tax & Law 21 agosto 2012 - 00:19

España necesita, de acuerdo con los autores, una profunda reforma estructural, puesto que la “crisis económica se está rápidamente convirtiendo en una crisis constitucional”.

Nuestra compañia atiende la demanda de las compañias europeas que buscan nichos de mercados en Perú, Panamá, Brazil entre otros.

Eurobusiness Tax & Law
http://www.eurobusiness-tax.com

Dejar un Comentario

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle contenido relacionado con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar