9
Mar

Durante los últimos años Grecia ha estado incurriendo en elevados déficit presupuestarios. Hace unos días señalábamos en este blog que el déficit público griego se disparó hasta el 13% del PIB en 2009, lo que ha llevado a la deuda pública hasta niveles del 113% del PIB.

La alarmante situación de las finanzas públicas y el desplome de su credibilidad obligaron al gobierno griego a presentar en enero de este año un ambicioso Programa de Estabilidad y Crecimiento, que persigue reducir el déficit público, en 2012, hasta niveles compatibles con el Pacto de Estabilidad y Crecimiento. Para ello el gobierno, por el lado de los gastos, va a reducir los costes de personal del sector público, restringirá la oferta de empleo público y recortará gastos en sanidad y defensa. Por el lado de los ingresos, el gobierno intensificará la lucha contra la evasión fiscal (su economía sumergida se eleva hasta el 25% del PIB), reformará el impuesto sobre la renta, introducirá un impuesto sobre la propiedad inmobiliaria y elevará los impuestos especiales. Además, el plan contempla reformas estructurales de la seguridad social y de la administración pública, así como dotar de independencia a la oficina de estadísticas ya que syu credibilidad deja mucho que desear.

La deuda griega se concentra en la banca francesa (73.000 millones de dólares, 2,6% del PIB francés) y la alemana (38.000 millones, 1,1% del PIB alemán), que son precisamente los estados que están promoviendo el plan de asistencia financiera. Los países con más deuda griega en términos de PIB son precisamente algunos de los que atraviesan mayores dificultades financieras: Portugal, con un 3,9%, e Irlanda, con un 3,8%. La exposición de los bancos españoles es insignificante: apenas supera los 1.000 millones de dólares (0,1% del PIB español).

Cualquier plan de ayuda financiera a Grecia debería, al menos, cubrir las necesidades de financiación de este año. Las necesidades de endeudamiento público que deberá hacer frente Grecia en 2010 se sitúa en los 60.000 millones de euros (alrededor de un 25% de su PIB). Esta cifra es el resultado de una necesidad de financiación neta superior a los 30.000 millones y de unos vencimientos en torno a los 30.000 millones. Esta cifra de emisión bruta supera claramente la registrada en los últimos años, que venía situándose en torno a los 40.000 millones de euros.

¿Será Grecia capaz de colocar una deuda por valor de 60.000 millones de euros?

Comentarios

[…] ¿Será Grecia capaz de colocar una deuda por valor de 60.000 millones de euros? […]

Ana 11 marzo 2010 - 10:00

Todo va a depender del apoyo del FMI para garantizar la credibilidad de Grecia ante los inversores. También Francia y Alemania están directamente involucradas en esta misión puesto que son los principales acreedores de Grecia. Eso explica el interés de Merkel y Sarkozi en crear un Fondo Monetario en Europa como el FMI para situaciones de crisis financieras como la que estamos viviendo.

Duilio 12 marzo 2010 - 01:58

Creo que sí, porque el mundo está lleno de especuladores que tienen dinero y necesitan invertirlo en algo jugoso, aunque Grecia puede dejarlos en la ruina. Pero al fin y al cabo todos saben que los otros estados europeos, y eventualmente la UE tendrá que pagar las cuentas griegas si no quieren que el miedo cunda. El efecto dominó está siempre presente, máxime considerando que los acreedores externos son en general bancos occidentales, de otros países europeos en su mayoría, o ciudadanos europeos que han invertido sus ahorros. De lo que sí estoy convencido, es que estas deudas, no sólo la griega, es impagable, y que si no existe refinanciación no hay ni siquiera la más mínima posibilidad de “pago” de parte del o los deudores. En fin, es seguir participando en el juego sabiendo que la alternativa es una salida catastrófica para todos los participantes. Pero evidentemente no hay nada de cordura en lo que se hace. El sistema financiero ha perdido todo sentido de racionalidad. Todos están atados de pies y manos.

[…] está en  Grecia. Ambos quieren el protagonismo para que el país heleno no entre en suspensión de pagos (default). Salvar Grecia es el objetivo de ambos contrincantes para ganar puntos ante el electorado francés y […]

[…] sería un camino seguro hacia niveles peligrosos de disturbios y violencia. En definitiva, Grecia ya ha iniciado un programa de ajuste, pero parece que no será […]

Dejar un Comentario

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle contenido relacionado con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar