3
feb

Se reduce la desigualdad en China

Escrito el 3 febrero 2010 por Rafael Pampillón en China, Economía Mundial

En la década de los años 70, China era uno de los países más igualitarios del mundo. Pero como consecuencia de las reformas económicas, iniciadas en 1978, consistentes en aumentar la apertura de la economía al exterior e introducir más mercado y propiedad privada China se convirtió en uno de los países con peor distribución de la renta del mundo. Sin embargo, el aumento en la desigualdad en China se ha parado, en los últimos años, y podría ser menos severa de lo que se pensaba.

La OCDE, en su informe económico de China publicada el martes (2 de febrero de 2010),  afirma que un mayor gasto social en áreas rurales y un aumento en la migración a las ciudades están ayudando a detener el aumento de la desigualdad en la distribución de la renta. La OCDE ha animado a China a reducir lo que todavía es un alto nivel de desigualdad impulsando programas sociales.

[China]

El crecimiento económico vertiginoso de China durante las últimas tres décadas (1978-2010) ha sacado de la pobreza a cientos de millones de personas. Pero los ingresos de quienes se ubican en la parte más alta de la escala aumentaron con mucha más rapidez que los del resto, lo que creó nuevos conflictos en una sociedad que como hemos dicho más arriba ha sido una de las más igualitarias del mundo. Las tensiones sociales han llevado al gobierno chino reducir la brecha entre ricos y pobres .

La constante emigración de los campesinos desde el campo a la ciudad les está permitiendo aumentar sus ingresos de forma significativa. La desigualdad del ingreso en China medida por el índice Gini —una escala en la que cero es equidad perfecta y 100 es desigualdad absoluta— era de 49,6 en 2005. Pero la OCDE, ubica al índice Gini para 2007 en 40,8 (ver cuadro).

Las cifras de la OCDE indican que la inequidad sigue siendo más alta en China que en EEUU y la mayoría de los demás países desarrollados. Pero la desigualdad del país asiático sigue siendo menos severa que la de Sudáfrica, Brasil, Chile, Rusia o México. Desde hace años los organismos internacionales (FMI, Banco Mundial, OCDE, etc.) han instado a China a reducir la brecha en los ingresos y evitar la llamada latinoamericanización de su economía, una referencia a las disparidades crónicas de riqueza en esa región.

La desigualdad proviene fundamenrtalmente de la brecha en renta per cápita entre el campo y las ciudades. El año pasado, el renta anual per cápita en zonas urbanas era de alrededor de 2.500 dólares, más de tres veces los 750 dólares en áreas rurales, una proporción que subió durante la última década.

Gran parte de la brecha entre rentas urbanas y rurales proviene de que los trabajadores urbanos tienen más educación que los rurales. La OCDE indica en su informe que el bajo nivel de deuda gubernamental de China le da capacidad para gastar más en programas sociales que mejoren la situación educativa y sanitaria en las áreas rurales, sobretodo cuando, poco a poco, vayan desapareciendo los gastos públicos en proyectos de estímulo económico para salir de la crisis.

Fuente: Andrew Batson “OECD: Inequality in China Leveling Off“. The wall Street Journal. 3 de Febrero de 2010.

Comentarios

Se reduce la desigualdad en China 4 febrero 2010 - 11:34

[...] Se reduce la desigualdad en China economy.blogs.ie.edu/archives/2010/02/se-reduce-la-desiguald…  por kirov hace 2 segundos [...]

[...] Here is the original post:  Se reduce la desigualdad en China | Economy Weblog [...]

APAC 6 febrero 2010 - 03:54

Dese una vuelta por aquí, profesor. Los datos macroeconómicos son muy frios.
Se ha formado una élite de megamillonarios y aunque es cierto que se ha generado clase media que antes no existía los campesinos e inmigrantes en las grandes ciudades siguen viviendo en condiciones infrahumanas como ciudadanos de segunda categoría sin ni siquiera los mismos derechos sociales.
El gran logro es que estas extremas diferencias (hay inmigrantes en Shanghai que cobran 30 euros al mes y billonarios que compran casas de par en par por unos dos millones de euros cada una como inversión) no hayan desecandenado violencia o crimen como en otras partes del mundo. Este es uno de los riesgos del sistema y lo saben.

Jose Angel Saez 6 julio 2011 - 20:20

Los datos obtenidos muestran que la economia china no solo pretende emular a su competidor nato Estados Unidos sino que también esta consiguiendo reducir las diferencias entre las zonas.
Esto es debido a que principalmente al urbanizar a la poblacion se hace que exista mas eficiencia en los recursos y la renta sea mas alta.Esto en definitiva hace que la poblacion sea mas rica en terminos de renta.En ultima consecuencia hace que la clase media tenga su aparicion en estos paises.
El futuro demostrara si realmente se produce una clase media en China o es una mera ilusion estadistica.Aunque con riesgo a equivocarme parece que tendera a ser mas la homogeneizacion de la poblacion y a ser mas rica.

Romain Benenati 7 julio 2011 - 20:57

Cabe destacar un fenómeno importante, la clase media que se está generando, puede permitirse vacaciones y viajes en el extranjero, como muy bien dice el artículo con un nivel de educación superior. Esto hace que la población tenga más capacidad en conocer otros modelos políticos, abrir la mente y tener así un espíritu crítico sobre su país. Con ello espero que consigan fomentar unos cambios de manera pacífica y que eduquen sus hijos con una visión más global de la situación. Para evitar que el estado siga siendo el que piense y actué por los individuos.

ALEJANDRA CORREA 12 julio 2011 - 22:20

No sorprende que el comportamiento del ciudadano chino sea migrar paulatinamente a los polos de desarrollo en busca de mejores condiciones.
Lo rescatable de esta realidad, es que China goza de una ventaja en este escenario, sus gobernantes son conscientes de que se debe invertir en programas sociales, y segundo tiene las condiciones de poder hacerlo, ya que tiene remanentes dado su bajo nivel de deuda gubernamental.

Dejar un Comentario

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle contenido relacionado con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar