11
Oct

La crisis y el trabajo femenino

Escrito el 11 octubre 2009 por Patricia Gabaldón en Economía de EEUU

Según noticias e informes recientes,  el efecto de la crisis económica mundial en Estados Unidos está haciendo que el número de trabajadoras, por primera vez, haya superado al de hombres-trabajadores. Esto no sería noticia si este cambio en la tendencia en la proporción de hombres y mujeres que componen la oferta laboral no viniera acompañado de cambios en la calidad de la oferta laboral.  Según las últimas cifras: “Del 38% que representaban las mujeres en el total de estadounidenses empleados en 1970 ha subido hasta el 49,8% a finales del segundo trimestre de 2009.” . Pero estas afirmaciones no implican un cambio en los salarios de las mujeres, ni en la brecha diferencial entre ellos, más al contrario, parece que el crecimiento de la poblacion activa femenina se debe a su mayor disponibilidad con sueldos menores que los masculinos. Es decir, por un lado están dispuestas a recibir un sueldo menor porque su marido ya recibe uno y el suyo se considera como complementario; y por otro lado, en el caso de que el marido se encuentre desempleado, están dispuestas a trabajar a casi cualquier coste por mantener la economía familiar a flote, y/o a crear su propia empresa, cuando las condiciones del mercado son adversas.

Sin embargo en el caso español no parece tan evidente. La mano de obra femenina, pesa a ofrecer en media niveles de cualificación más altos que los hombres, ha venido ocupando empleos en el sector servicios, en muchas ocasiones a tiempo parcial y con importante temporalidad.  Esto hace que muy posiblemente el efecto de la crisis económica sobre las trabajadoras españolas sea que las haga más vulnerables al desempleo, una tendencia opuesta a la que se dá en Estados Unidos, donde la incorporación de la mujer al mercado laboral no es tan reciente.

Comentarios

Javier Tomás 12 octubre 2009 - 12:25

Supongo que la incidencia tendrá que ver con la área y el sector mencionados. En mi tierra de origen, Castellón, en la que trabajé desde 2002 al 2007, el espectacular incremento del paro está siendo principlamente masculino.

En los sectores cerámico, mobiliario, sanitario y de construcción de aquella zona el paro está afectando principalmente a los hombres. No era raro encontrar a tíos metiéndose doce horas diarias en una fábrica mientras su novia y/o esposa estudiaba un doctorado en la UJI.

Dejar un Comentario

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle contenido relacionado con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar