29
May

Aumenta el déficit exterior

Escrito el 29 mayo 2009 por Rafael Pampillón en Economía española

Los datos publicados hoy, por el Banco de España sobre la balanza de pagos en el primer trimestre de 2009 señalan que el déficit por cuenta corriente sigue siendo muy alto y va en aumento. Efectivamente,  en el 1er trimestre de 2009 el déficit por cuenta corriente aumentó sustancialmente con respecto al 4º trimestre de 2008, tanto en términos absolutos como en porcentaje del PIB. Así, mientras en el 4º trimestre del año pasado el déficit por cuenta corriente fue 22.775 millones de euros (8,1% del PIB), en el 1er trimestre de 2009 alcanzó 23.290,2 millones de euros (8,8% del PIB). Con la crisis el déficit exterior venía reduciéndose pero de repente ha aumentado.

Este déficit exterior de España, sigue siendo muy grande. Se trata del déficit exterior (con respecto al PIB) más alto del mundo (si consideramos solo a los países de tamaño grande y medio). ¿A qué se debe un déficit exterior tan elevado? Se debe, en primer lugar al elevado déficit comercial que en el primer trimestre fue 12.834,9 millones de euros (compramos bastantes más bienes en el extranjero de los que vendemos). En segundo lugar, al déficit de la balanza de rentas (10.322) y, por último, al déficit de la balanza de transferencias corrientes (3.607). Tendremos que esperar 30 días para que el Banco de España, con ese retraso en la publicación de estadísticas que le caracteriza, desglose las transferencias y sepamos como evolucionan las remesas de emigrantes.

Elevado endeudamiento con respecto al resto del mundo

El déficit por cuenta corriente que desde hace 11 años sufre España está muy relacionado con la persistente pérdida de competitividad de la economía española y que desde enero de 1999 ha sido más de un 15%. Además, al comprar en el exterior más de lo que vendemos, necesitamos endeudarnos con el resto del mundo. Para financiar el déficit exterior España está apelando a los mercados financieros internacionales, es decir, endeudándose con el exterior. Esta necesidad de financiación es problemática en momentos de restricción del crédito como el actual. Ahora las economías más vulnerables son aquellas que, como España, dependen más de la financiación internacional. De ahí que, para que los bonos (deuda) que emite la banca para financiarse en el exterior puedan ser colocados en los mercados internacionales el Estado Español esté avalando dichas emisiones. Pero España está pagando y tendrá que seguir pagando en el futuro todas esas deudas generadas (acumuladas), durante los últimos años. Se trata de un continuo aumento de la posición deudora con respecto al resto del mundo ya que, según la ecuación macroeconómica de una economía abierta, los déficit por cuenta corriente son iguales al aumento de la necesidad de financiación procedente del exterior.

¿Se puede reducir el déficit exterior?

En estas circunstancias de escasez de crédito, es decir, de financiación difícil y costosa, es más necesario que nunca 1) atraer inversión extranjera que permita financiar de forma más fácil y barata el elevado déficit exterior y 2) mejorar la competitividad de la economía española para reducir el déficit externo. Aunque parezca muy simple, solo hay dos maneras de reducir el déficit: importando menos o exportando más. Importar menos se puede conseguir con medidas proteccionistas. Como se ha indicado en este blog en repetidas ocasiones el proteccionismo es una muy mala solución. Sólo nos queda aumentar las exportaciones lo cual resulta complicado en un contexto de caída brutal del comercio mundial (-11% para este año 2009). Por tanto, el aumento de las exportaciones pasa por la mejora de la competitividad que sólo es posible a través de estímulo a la competencia que a su vez se puede conseguir con las denomimadas reformas estructurales que permitan una mayor movilidad de los factores productivos y mayor flexibilidad de la economía.

Comentarios

José Luis 30 mayo 2009 - 15:36

Entiendo que la balanza se sostiene fundamentalmente porque hay 20.870 millones de euros de entradas netas en la balanza financiera, bajo el epígrafe “otras inversiones (préstamos, repos y depósitos”.
Este dinero, ¿procede del BCE vía préstamos a los bancos españoles? ¿hay otras fuentes de ingresos?

Ignacio 2 junio 2009 - 08:51

Esto es lo que nos faltaba, que con una crisis de caballo y un derrumbe del consumo aún sigamos aumentando el déficit con el exterior.

Vds. a esto le pueden llamar como quieran: déficit exterior, déficit comercial, balanza de pagos, pero yo le llamo lisa y llanamente ruina y además sin escapatoria.

Es como esas empresas, que todos sabemos que están quebradas pero que a pesar de todo parece que siguen funcionando con normalidad, pues eso es lo que le pasa a España, que está quebrada y es cuestión de tiempo que tenga que presentar suspensión de pagos.

Si aquí hubiese un gobierno medio competente estaría: bajando pensiones, salarios de los funcionarios, disminuyendo el gasto público drásticamente, con ello el paro se iría al 30% pero por lo menos no entraríamos en quiebra y a lo mejor de aquí a 10 años podríamos empezar a crecer y a crear algún empleo.

¿Es tan difícil de entender que necesitamos que baje el precio de todo (productos y activos) el 40 o el 50% para que podamos vender algo en el exterior y que por lo menos sigan viniendo turistas?, ¡AH, y que a nosotros, los españoles, nos resulte casi imposible salir al exterior!

Dejar un Comentario

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle contenido relacionado con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar