18
Mar

¿Qué es el fondo austríaco?

Escrito el 18 marzo 2009 por María Jesús Valdemoros en Diccionario de Economía, Economía española

Se ha suscitado recientemente un debate en torno a la necesidad de modernización del mercado laboral de nuestro país. El Gobernador del Banco de España se convirtió en protagonista del mismo al declararse favorable a esa reforma. De manera muy injusta y desinformada, se identificó su propuesta con la reducción de las indeminizaciones que percibe un trabajador al ser despedido. En realidad, su idea era bastante más elaborada y se basaba en algo que creo es de sentido común: fijémonos en qué funciona bien en otros píases para tratar de adaptarlo a nuestras condiciones.

Cómo funciona

Uno de los casos de buenas prácticas a que se refirió Miguel Ángel Fernández Ordoñez es el del fondo individual que en Austria las empresas constituyen para sus trabajadores, con el que se indemniza el despido. Sus principales características son:

  • Se pone en marcha el 1 de enero de 2003. Para contratos anteriores a esa fecha, es posible pasarse al nuevo sistema si hay acuerdo entre empleador y trabajador.
  • En este nuevo sistema, se constituyen cuentas individuales de ahorro que son manejados por los llamados fondos de provisión de empleados “Mitarbeirtevorsorgekassen” (MVK). El fondo se nutre de las aportaciones mensuales de los empleados: un 1,53% del salario bruto, exento de impuestos.
  • Los MVK se establecen con licencia del gobierno; cada empresa puede elegir en cuál se hacen las aportaciones (lo selecciona en acuerdo con sus trabjadores).
  • Las cantidades acumuladas permanecen en la cuenta del empleado hasta su jubilación, excepto en el caso de despido, cuando se hace posible retirarlas si así lo desea el trabajador. Se agregan las cantidades aportadas por los diferentes empleadores que un trabajador haya tenido.
  • Los fondos se invierten en el mercado de capital, de modo que lo que perciba el trabajador depende de la rentabilildad obtenida (se garantiza en cualquier caso el cobro íntegro de lo aportado).
  • Aunque las catidades se acumulan desde el primer día, sólo es posible retirarlas tras tres años de vida laboral.
  • En el momento de la jubilación, se puede elegir cobrar el total acumulado (sujeto a un tipo impositivo fijo del 6%) o percibirlo en anualidades (exento de impuestos).

¿Qué tiene de bueno (y de malo)?

Este sistema tiene, por supuesto, ventajas e inconvenientes:

  • Ventajas: por un lado, reduce incertidumbres y costes para la empresa, ofreciendo una compensación para el trabajador cuyo contrato se extingue. Por otro, los fondos siguen acumulándose cuando un trabajador abandone voluntariamente un puesto por otro, lo que favorece la movilidad (en otras palabras, lo importante no es la antigüedad de un trabajador en una empresa, sino toda su trayectoria laboral). Además el sistema puede convertirse en un nuevo pilar de financiación para el sistema de pensiones.
  • Inconvenientes: al convertir el coste de despido en un sistema de seguro, el coste marginal de despedir a un trabajador es cero, lo que puede originar una excesiva rotación. Para superar esta desventaja, el BBVA sugería la posibilidad de combinar un fondo como el austríaco con una contrato único en el que la empresa pagara una indemnización al trabajador de 8 días de salario por el primer año de trabajo, 12 por el segundo, 16 por el tercero y 20 por el cuanto y siguientes.

¿Creéis que una reforma de este estilo sería conveniente para la economía española? ¿Hay visos de un debate político riguroso sobre estos temas? Mis respuestas: sí a lo primero y, desgraciadamente, creo que no a lo segundo.

Comentarios

edurne 18 marzo 2009 - 15:22

Supongo que también se pondría coto a los jugosísimos blindajes que los directivos, como buena casta que son, se conceden a la primera de cambio.

La tasa austriaca es un tanto inferior a la española, caso de no cambiar de trabajo: 12,5 %, equivalente a los 45 días por año.

La referecnia a la movilidad es muy acertada: conozco muchos casos de gente que tras 15 ó 20 años en la misma empresa renuncia a una magnífica oportunidad profesional pensando en la “mochila” de 2-2,5 anualidades, libres de impuestos, que dejaría en su actual empresa.

Convertimos a los empleados en rehenes de la empresa, con un cierto toque de terroristas en lo que a clima laboral se refiere.

gustavo 18 marzo 2009 - 21:06

Estoy vendría a ser algo como el 401K en los Estados Unidos, pero con más ventajas para el trabajador.

[…] Fuente Original La morosidad de los promotores y de las familias sube hasta el 3,81% – IE Business SchoolCómo entender los costes de despido en un mercado DUAL – IE Business SchoolRestablecer la confianza en el sistema bancario y en los supervisores bancarios. – IE Business SchoolRestablecer la confianza en el sistema bancario y en los supervisores bancarios. – IE Business SchoolPersiste, aunque se reduce, el elevado déficit con el exterior (9,6% del PIB) – IE Business School¿Qué es el Fondo para la Adquisición de Activos Financieros? – IE Business SchoolLa recuperación de la economía española será en 2011 – IE Business SchoolRecesión técnica (y real) – IE Business School¿Se parece la crisis actual a la de 1993? ¿Qué políticas económicas se deben aplicar en 2009? – IE Business SchoolSoluciones ambientales para la salida de la crisis – IE Business School Click aquí para ver ampliado. Click aquí para ocultar. DATOS DEL POST: Agregado el 19.03.2009 en Dirección de Empresas Tags Banco De EspañA, Business School, Contratos, Desea, Esa, Mercado De Capital, Que Es […]

Tristan 20 marzo 2009 - 14:45

No es que sea necesario, es que es imprescindible. En cuanto a la segunda pregunta, ese debate sólo puede abrirlo el psoe, porque el pp jamás se atrevería a hacerlo estando en el gobierno, y no parece que esté dentro de lo predecible.

Anónimo 30 marzo 2010 - 22:33

[…] […]

[…] la recuperación de la actividad”. También ha declarado que se abordará la creación del ‘fondo austríaco’ en primavera del próximo […]

Dejar un Comentario

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle contenido relacionado con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar