30
Ene

¿Vamos camino de otra “Gran Depresión”?

Escrito el 30 enero 2009 por Rafael Pampillón en Economía de EEUU

Según ha publicado hoy el Departamento de Comercio el Producto Interior Bruto (PIB) de EEUU, durante el cuarto trimestre del año pasado, se contrajo un 3,8% anualizado. La economía de la primera potencia del mundo sufrió en el cuarto trimestre de 2008 su mayor recesión desde 1982. Estamos en medio del cambio más brusco que se ha producido en la economía desde la Segunda Guerra Mundial. No obstante, pese a la incertidumbre las dificultades por las que atravesamos no desencadenarán otra Gran Depresión.

La Gran Depresión comenzó de una manera similar, con el pinchazo de una burbuja especulativa después de un periodo de crédito fácil, exceso de endeudamiento y una deflación. Es cierto que las causas de la Gran Depresión son todavía un tema de estudio entre académicos pero también lo es que se cometieron muchos errores de política económica que pasamos a describir.


1) La política monetaria fue totalmente inadecuada para la situación del ciclo económico, elevando los tipos de interés cuando la economía estaba en pleno proceso de desaceleración. Al mismo tiempo, la Reserva Federal se equivocó al no apoyar al sistema bancario, que estuvo en una situación muy delicada tras la crisis bursátil, la falta de liquidez y las bancarrotas.

2) La política fiscal fue también errónea. En una economía en recesión, en vez de dejar actuar a los estabilizadores automáticos, el gobierno americano se adhirió al dogma del equilibrio presupuestario hasta que el presidente Franklin Roosevelt lanzó el famoso New Deal en 1933.

3) Y, por ultimo, la política comercial americana tampoco ayudó mucho. Por una parte, el esquema cambiario de tipos de cambio fijos basado en el “patrón oro” fue una limitación importante, sobre todo cuando otros países como el Reino Unido decidieron salirse y devaluar su moneda. Por otra, la introducción de la Smoot-Hawley Tariff Act en 1930 -una subida considerable de los aranceles a la importación para proteger a los agricultores americanos- tampoco ayudó mucho al desarrollo del comercio internacional y al crecimiento económico.

Sin embargo, todos estos errores no se están produciendo ahora pues los bancos centrales han aprendido las lecciones del pasado. En primer lugar, la Reserva Federal, el Banco Central Europeo, el Banco de Inglaterra y el Banco de Japón están siguiendo una política de tipos de interés cero con un incremento importante de la base monetaria. Además, después del caso de Lehman Brothers es prácticamente seguro que ninguna institución financiera con posibilidad de generar un riesgo sistémico vaya a la bancarrota, por lo que los gobiernos continuarán siendo uno de los principales accionistas de los bancos con dificultades. En segundo lugar, los gobiernos están realizando una política fiscal, coordinada con otros países, bastante expansiva, a través de mayor gasto público y menores impuestos. Y, en tercer lugar, casi todos los tipos de cambio son ahora flexibles y el comercio internacional goza de un importante reconocimiento como factor decisivo para el crecimiento y el desarrollo de la economía mundial. Por tanto, no parece que se estén cometiendo los mismos errores que en la Gran Depresión.

A pesar de las malas noticias económicas que aparecen todos los días y que van a seguir apareciendo en los próximos meses, parece que el efecto de las actuales políticas monetarias y fiscales se dejará notar en EEUU a finales del 2009 o comienzos de 2010.

Fuente: José Luis Jiménez y Rafael Pampillón, “¿Vamos camino de otra Gran Depresión?” EXPANSIÓN, 31 de diciembre de 2008.

Comentarios

Fernando Peral 31 enero 2009 - 13:23

Y sin embargo, el Congreso norteamericano acaba de apoyar un plan de ayudas que incluye medidas fuertemente proteccionistas para los sectores de la construcción y del automóvil, que vienen a sumarse a la creciente intervención gubernamental en el sector financiero.

Esta ha sido la salida típica de Estados Unidos en las grandes crisis económicas de la segunda mitad del siglo XX: proteccionismo y subida paulatina del dólar y de los tipos de interés en los mercados internacionales. Parece que el nuevo gobierno de Obama opta por seguir esta vía que tan “buenos resultados” ha dado en el pasado.

Otra señal en este sentido son los decretos presidenciales que refuerzan el poder de los sindicatos en el mercado de trabajo.

Y ahora Inglaterra parece dispuesta a seguir por esa vía también.

Si esta opción se verifica, ya podemos echarnos a temblar.

Carmen 2 febrero 2009 - 22:24

hola, precisamente esta semana hay un artículo de The Economist que habla del proteccionismo y sus efectos nefastos en la gran depresión de 1929.

Además, las medidas proteccionistas son injustas para los ciudadanos de los países más pobres, a los que perjudican.

http://www.economist.com/world/unitedstates/displayStory.cfm?story_id=13031019&source=hptextfeature

y artículo al respecto en el boletín de una ONG que me ha parecido interesante:
**************************************
Reglas justas en el comercio internacional
El comercio, ¿sirve para reducir la pobreza?
Todo el mundo está de acuerdo en que el
comercio es, desde siempre, un poderoso factor
de desarrollo de las naciones. Se piensa, por
tanto, que si hay libertad de comercio, todas y cada
una de las naciones tendrán más posibilidades
de desarrollarse económica, política, cultural y socialmente.
A partir de esta evidencia empírica, se
pasa inmediatamente a afirmar que, si incrementamos
el comercio agrícola mundial, reduciremos
el hambre en el mundo; y que si los países pobres
incrementan su comercio agrícola, se producirá
una cascada de efectos benéficos.
Este presupuesto teórico de la globalización
de las relaciones comerciales resulta atractivo.
El problema es que, en la práctica, algo está
fallando, porque la realidad no funciona así. ¿Qué
está pasando y qué debe acontecer?
La Cumbre del G-8, que aglutina a los países
más ricos y poderosos (Estados Unidos, Alemania,
Japón, Canadá, Francia, Italia, Reino Unido
y Rusia), se reunió el pasado mes de julio en
Escocia. El hecho motivó la convocatoria paralela
de miles de ONGD con un mismo objetivo: gritar
para ¡Que la Pobreza pase a la Historia! Así decía
el eslogan de CIDSE, la red internacional de
ONG católicas a la que Manos Unidas pertenece,
y que también estuvo presente en la marcha que
tuvo lugar para pedir, entre otras cosas, la cancelación
de la Deuda Externa, el cumplimiento del
0,7 en Ayuda Oficial al Desarrollo (AOD) y unas reglas
más justas en el comercio internacional, en
orden a que se cumplan los Objetivos de Desarrollo
del Milenio sobre la reducción de la pobreza
para el año 2015.
Los países pobres piden ayudas y préstamos,
pero reclaman sobre todo normas justas
para poder producir, consumir y exportar, crear
empresas y empleo, gestionar sus recursos naturales,
intercambiar bienes y productos a precios
justos. Su actividad económica está relacionada
en gran medida con la producción y comercialización
de alimentos. Pero sucede que dos tercios
de la producción del comercio de los alimentos
están controlados por unas pocas empresas multinacionales
agroalimentarias subvencionadas por
países desarrollados. La misma Unión Europea
practica una política proteccionista en los ámbitos
agrario y textil, dos sectores fundamentales de la
economía del Sur. A través de la Política Agraria
Común (PAC), la UE está perjudicando la vida de
muchos millones de personas pobres del Sur: por
un lado, cierra los mercados a la entrada de sus
productos e invade el Sur con productos a precios
artificialmente bajos, gracias a las subvenciones a
la producción y a la exportación; por otro, recomienda
poner fin a las subvenciones a la exportación
y a la agricultura y a los aranceles que gravan
la importación de productos de los países pobres.
Las consecuencias conocidas son destructivas:
abandono de métodos tradicionales de cultivo,
degradación de recursos naturales, acumulación
de más pobreza sobre la pobreza existente,
pérdida de empleos y abandono del campo, emigración
forzosa, dependencia externa, degradación
de la dignidad humana… Es el círculo vicioso
al que parecen condenados los pobres, a pesar de
las cumbres, acuerdos y conferencias mundiales.
Mientras sean los países ricos los que, según sus
intereses económicos, fijen las reglas del comercio
internacional, la situación empeorará o, al menos,
no mejorará. Para mejorar, la Organización
Mundial del Comercio (OMC), órgano representativo
que se rige por el principio “un país, un voto”,
debería recuperar la transparencia y la democracia
internas.
En Manos Unidas estamos firmemente
convencidos de que las soluciones técnicas y políticas
son imprescindibles, pero insuficientes; hace
falta un cambio de mentalidad y de estilos de
vida si queremos erradicar el escándalo de la pobreza
en el mundo. Es necesario un cambio de
actitudes y valores en las personas si realmente
queremos que la ¡Pobreza pase a la Historia!
****************************************
http://www6.manosunidas.org/publicaciones/boletines/boletin_zip/BOLETIN%20161.pdf

Mirene 11 febrero 2009 - 13:33

Es posible que las medidas que adopte Estados Unidos para este año, y si son bien implementadas, éstas podrán conducir el desarrollo de la nación. Ahora mismo el problema de la crisis afecta de forma muy directa a nivel mundial, cosa que no ocurría en la Gran Depresión. Los sistemas son más complejos y poseen una estructura diferente. En este sentido, cabe destacar que el problema de la crisis no es de un país, sino a nivel mundial. Las acciones a tomar frente a cualquier decisión de un país debe ser vista con cara al mundo, no desde el punto de vista interno.

Estados Unidos quiere recuperar su propia economía, pero a cambio de medidas proteccionistas que lo ayude a superarse. En este caso, ¿será o no posible que las medidas proteccionistas ayuden a aflorar a Estados Unidos y empieze una gran depresión mundial?

Oscar Puerto 14 abril 2009 - 23:03

El articulo me parese que ayuda a que las personas observen que al Estados Unidos este mal no es posible que haya una gran depresión ya que hay otros potencias y estas estan preparadas y tienen una politica economica estable.

ROSALY 14 enero 2011 - 01:10

Buen articulo. asi todos se daran cuenta que EEUU. puede causar una gran depresion a nivel mundial o ya la causo. y como podremos salir adelante??

IRIS 14 enero 2011 - 01:14

Hola Rosaly vicita esta pagina y veras como saldremos de esta..??? http://www.tratamientodepresion7.wordpress.comm .. Asta pronto..

Dejar un Comentario

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle contenido relacionado con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar