3
nov

Crisis ¿qué crisis? ¿como salir de la crisis?

Escrito el 3 noviembre 2008 por Rafael Pampillón en Economía española

La economía española sufre una crisis de proporciones desconocidas. ¿Estamos en recesión? La definición de recesión que da la Oficina Nacional de Investigación Económica [NEBR] es bastante amplia. En todo caso España lleva meses con un estancamiento de la actividad económica, fuerte aumento del desempleo, caída en el comercio minorista, desplome en la construcción de inmuebles y reducción de la producción industrial. Desde el mes de junio nuestro crecimiento económico es negativo. Las perspectivas a corto plazo no son buenas, si bien a largo plazo pueden mejorar. ¿Es esta crisis similar a la Gran Depresión de los años 30?


Crisis por insuficiencia de demanda agregada.

Nos cuenta Paul Krugman, Premio Nóbel de economía 2009, en su libro Introducción a la Macroeconomía (Edit.: Reverté; 2007) que, entre 1929 y 1933, la demanda agregada de la economía de los Estados Unidos se redujo, es decir, la curva de demanda agregada se desplazó hacia abajo y hacia la izquierda. Una de las consecuencias de esta reducción de la demanda agregada fue la caída de los precios de los bienes y servicios. Así, hacia 1933 el deflactor del PIB (que mide el nivel general de precios de toda la economía), estaba un 26% por debajo del nivel que alcanzó en 1929. Como consecuencia de la fuerte caída de la demanda agregada (desplazamiento de la curva de demanda agregada a la izquierda) no solo se redujeron sensiblemente los precios sino que también se redujo la cantidad de bienes y servicios ofrecidos por las empresas. Así, hacia 1933 el PIB real estaba un 27% por debajo del nivel del 1929. La caída del PIB real, produjo un fuerte crecimiento de la tasa de paro, que pasó del 3% al 25%. En resumen en la Gran Depresión de los años 30 se produce alto desempleo, crecimiento económico negativo y fuerte deflación.

¿Qué está pasando ahora en España?

En España el debilitamiento de los precios de las viviendas y la restricción del crédito, están provocando un crecimiento para este año, 2008, muy bajo, cerca del 1%. Como consecuencia el desempleo, está aumentando. Mañana se publica el dato del paro registrado en el mes de octubre. Según mis cálculos superaremos los 2,8 millones de parados en el mes de octubre lo que supondría el 12,3% de la población activa. Sin duda esto es una crisis ¿Pero que tipo de crisis es? A mi me parece que España está hoy en una crisis de insuficiencia de demanda agregada. Es decir, se nota cada vez más una caída de la demanda de consumo por el efecto pobreza (generado por la reducción de la riqueza mobiliaria e inmobiliaria de los hogares) y también por el agotamiento natural en una fase cíclica. A ello se une una caída en la demanda de inversión residencial. Y también de la inversión de las empresas que están posponiendo sus decisiones de inversión a la espera de ver el horizonte más despejado. Estos dos síntomas, menos consumo y menos inversión, muestran una crisis que se genera por una caída de la demanda agregada tal como ocurrió en EEUU en los años 30.

¿Qué se puede hacer para aumentar la demanda agregada?

1) Que el BCE siga rebajando los tipos de interés. Esta medida tendrá efecto en la medida en que la economía europea y española esté sufriendo una crisis de insuficiencia de demanda agregada (ausencia de tensiones inflacionistas) y, por tanto, exista capacidad productiva ociosa. Yo creo que hay excesos de capacidad productiva que está ociosa, es decir, recursos productivos sin utilizar. La nueva rebaja de tipos, que se producirá el jueves de esta semana, tratará de estimular la economía con políticas expansivas de demanda agregada, es decir mediante la bajada del precio del dinero el BCE pretende fomentar fundamentalmente dar liquidez a la banca para que esta de crédito más barato a las empresas y a las familias. Así se pretende conseguir el deseado aumento del PIB y del empleo. Esta nueva medida ayudará a la recuperación de las Bolsas, a la financiación de las empresas y a incrementar los préstamos al consumo.

2) Una bajada de impuestos (Política Fiscal expansiva) ayudaría más al crecimiento económico que la bajada de los tipos de interés. Una bajada de impuestos, aumentaría la renta personal disponible y se conseguiría un aumento del consumo y del ahorro privado. El aumento del ahorro haría disminuir el fuerte endeudamiento de las familias y aumentaría la oferta de fondos prestables abaratando los créditos del sistema financiero, lo cual provocara un aumento de la inversión.

3) Otra posibilidad es aumentar el gasto público que aumente la demanda agregada ¿Qué tipo de gasto? Aquel que mejore la productividad: infraestructuras (carreteras, autopistas de peaje, infraestructuras hidráulicas y ferrocarriles), tecnologías de la información y el conocimiento, educación e I+D+i.

Lo más preocupante de esta crisis es la falta de diagnósticos certeros. El que he expuesto más arriba es el mío y puede que me equivoque, pero si me equivoco o no, no lo sabremos hasta dentro de un par de años, cuando tengamos una perspectiva más amplia de lo que está pasando. Además si me equivoco me encontraré dentro de la definición de economista: “Un experto que podrá saber mañana por qué lo que predijo ayer sobre lo que iba a ocurrir hoy, no ha sucedido”. El que no se consuela es porque no quiere.

Post escriptum: La Comisión Europea acaba de publicar, esta mañana, que España ha entrado en un periodo de recesión económica que durará hasta principios de 2009, con una tasa de paro de más del 15% en 2010 y lo que hará aumentar el déficit público hasta rebasar el límite del 3% del PIB. Como se dice en algunos sitios, no me lo puedo de creer. A mi me parece que se quedan muy cortos ya que desgraciadamente espero que el paro llegará a más del 15% en 2009 y el déficit público superará el 3% también en 2009.

Comentarios

Jesús Santamaría 4 noviembre 2008 - 13:21

Es posible que la situación de crisis sea comparable a la del 29, incluso a otras crisis financieras y económicas anteriores (como la Misissipi, South Sea Bubble o la de los Tulipanes).
Lo que no es comparable es el desarrollo teórico que hoy tenemos sobre los modelos de competencia imperfecta (Mankew, Stiglitz, Krugaman, Grossman, Easterly, etc). Por tanto, sería, cuando menos, una incongruencia recomendar políticas económicas de corte keynesiano en competencia perfecta (de sintesis neoclásica) en estos momentos. Respecto a las posibles respuestas, me gustaría plantear algunas reflexiones.
1) ¿Hasta donde se pueden bajar los tipos sin entrar en trampa de la liquidez en una situación de competencia imperfecta?. ¿Es razonable favorecer que la mediana de los hogares españoles incrementen su endeudamiento privado?
2) ¿Reducción de Impuestos para generar demanada efectiva? ¿De quién? ¿Pueden de la mediana hacia abajo de los hogares españoles incrementar su demanda por una rebaja en sus impuestos?
Las medidas de rebaja de tipos de interés y de impuestos parecen más lógicas si estas medidas se dirigen a mejorar la situción de las entidades financieras (en régimen de competencia monolopísitca) que a incrementar la insuficiente demanda efectiva, aliviando la situación de los hogares españoles.
3) Aumento del gasto público ¿en Qué? a) En transferencia de rentas parece insuficiente; b) en Infraestrucuras e I+D+I, parece lógico pero los efectos inducidos son a largo plazo y genera, en el mercado de trabajo español, deslocalización de mano de obra, difícil no sólo de lograr, sino cuestionable de proponer; c) Además de lo anterior, creo que las autoriddes públicas (gobierno de España, gobiernos autonómicos y locales) deberían relizar inversión productiva en Servicios (y mercancias industriales) de proximidad a precios públicos, que absorban mano de obra urbana excedente de la construcción y de las Pymes que por la deficiente gestión o por la avidez de sus propietarios han decidido aprovechar la “depresión sicológica colectiva” para sostener su nivel de rentas y o beneficios.
4)Incremento de la labor pública de Inspección (laboral, contable, fiscal) de las grandes empresas y exigencia de que cumplan con un mínimo de su Responsabilidad Social Corporativa, dado que todas esas grandes empresas han recibido enormes sumas a través de subvenciones.
5) Respecto a la faceta financiera de la crisis, parce necesario recuperar las entidades crediticias públicas, al margen de las Cajas. Además, desligar el interés variable de los préstamos hipotecarios, del interés del mercado interbancario. En estos momentos, la diferencia entre ambos es consecuencia de la desconfianza entre bancos, por la evidencia de la malisima gestión bancaria que ellos saben que realizan, en condiciones de competencia monopolística. Y esa Prima de Riesgo, en vez de repercutir sobre sus cuestas de resultados, están repercutiendo sobre la calidad de vida de los hogares (mediana hacia abajo)

Juan Noceda 4 noviembre 2008 - 16:51

No veo la necesidad de seguir bajando el impuesto de sociedades. Ya se bajó este año del 30 al 25%. ¿porque se debe bajar más? ¿Cree realmente que bajando ese impuesto las empresas van a invertir más?. Yo no lo creo.

Javier Tomás 5 noviembre 2008 - 09:53

La verdad es que no puedo aportar ninguna receta para salir de la crisis. Sólo sé que la hay, que en mi pueblo los pedidos están por los suelos, los de fábrica están pasando de no hacer extras a irse al paro, los de oficinas están echando currículos con “disponibilidad geográfica”, que a mí me va medio bien y “virgencita, que me quede como estoy”.

El pasado domingo leí una interesante entrevista a Santiago Niño, catedrático de Estructura Económica la Universidad Ramón Llull. En el ABC. Sus augurios no pueden ser más catastrofistas. Indica que no estamos inmersos en una crisis sino en una “pre-crisis” de la que España, por sus peculiares circunstancias, no saldrá de la misma hasta el 2018, tres años después que el resto del mundo. Pronostica además que el paro alcanzará cotas del 25% al 28% entre 2013 y 2015.
Para él los años venideros serán tan duros, que no descarta que los gobiernos legalicen la marihuana. Un poco al estilo de 1933, cuando se levantó la Ley Seca para que le gente “ahogara sus penas”.

Las soluciones pueden ser las aportadas en el post, desde luego. En cualquier caso de lo que estoy casi convencido es que la crisis española es más estructural que coyuntural y que dos años, que es lo que nos venden que va a durar la crisis, me parecen pocos.

amarchante 5 noviembre 2008 - 17:47

Javier Tomás, lo peor es que muchos todavía no creen que la crisis sea grave. Es terrible.
Yo también creo que estamos en la pre-crisis en España, todos los indicadores económicos que se van publicando son bastante peores que los anteriores, aún no han tocado suelo. Cuando terminemos de entrar en recesión y el paro esté por las nubes, espero que cambie de una vez la concienciación política y, sobre todo, espero que se acaben las tomaduras de pelo: el 11% no es una cifra baja de paro, porque ha sufrido la mayor subida de la historia señor Zapatero.

jesus manzanares 7 mayo 2010 - 06:42

El problema que tenemos en España por culpa de la crisis a la que nos han llevado los especuladores de la banca es la falta de liquidez financiera, o sea, no hay crédito ni para empresas que cierran y producen paro, ni para particulares que puedan activar el consumo y con ello mantener empresas. Y como consecuencia de todo ello, el estado deja de ingresar y aumenta tanto la deuda como el déficit público.

La única forma de reactivar la economía es inyectando dinero y aquí en España tenemos y mucho. En billetes de 500 euros andan OCULTOS al ojo de hacienda millones de euros que se ganaron en época de bonanza y que hoy en día servirían para reflotar nuestra economía. Yo propongo que se retiren del mercado esos billetes y que se dé un mes o dos de plazo para que ese dinero salga a la luz antes de hacerlo.Para evitar miedos innecesarios y por estar en unas circunstancias tán difíciles, entiendo que se trate a estos defraudadores con benevolencia a fin de normalizar cuanto antes su situación y pensar tán sólo en lo que es mejor para el país.

Miguel Algueró 21 octubre 2010 - 11:05

A estas alturas todo el mundo tiene claro que estamos ante una crisis por insuficiencia de demanda agregada.
Por tanto parece lógico mantener los tipos bajos, realizar políticas fiscales expansivas e incrementar el gasto público.
Por otra parte y dado el alto endeudamiento publico y privado de los años de bonanza, en esta ocasión a diferencia de otras, las políticas Keynesianas creo que pueden ser peligrosas.
Con esto quiero decir que el gasto publico debe estar limitado a aquellas inversiones que tengan retornos económicos directos. Por ejemplo, una línea de AVE, la cual tiene un ROI tangible mediante la venta de billetes, etc. En contraprestación esta el gasto por el gasto, es decir pintar un estación de tren lo cual no incrementa las ventas pero es políticamente muy vendible. Es decir reducir el gasto publico al máximo en lo superfluo para destinar todos los esfuerzos a la generación de riqueza.
Respecto de los impuestos y si no estoy equivocado, en la legislatura 96-00 se redujeron impuesto, se endureció el control del fraude fiscal y se fomentaron las inversiones, lo cual produjo un incremento en la recaudación final ¿Por que no seguir el ejemplo? Bajar impuesto de sociedades para fomentar la inversión empresarial (no soy economista pero parece lógico que lo que dejamos de recaudar lo recuperamos en menos prestaciones por desempleo, etc), mejorar la fiscalidad de productos financieros que fomenten la inversión y el ahorro privado (estaremos capitalizando las economías domesticas que podrán reducir su alto endeudamiento), fomentar la repatriación de capitales así como atraer a rentas altas internacionales, etc. Todo esto combinado con la subida del IVA
Creo que ahora es más importante buscar soluciones practicas, que centrarnos en culpabilizar a la banca, la construcción etc por su ambición o falta de perspectiva, ética, etc… Por el camino de la critica no solucionamos nada, luego tendremos que criticar a las agencias de raiting, a los supervisores, a los gobiernos y hasta a nosotros mismos por comprar un inmueble en la costa pagando solo un 20% y vendiéndolo antes de escriturar, con ganancias… (hasta que se termino el chollo)

J.R.T. 30 diciembre 2011 - 22:48

Dos cuentos contrapuestos con ideas clave para salir de la crisis: http://blogsostenible.wordpress.com/2011/12/29/cuento-falso-para-salir-de-la-crisis/

Dejar un Comentario

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle contenido relacionado con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar