9
Oct

EL Banco Central Europeo (BCE) bajó ayer los tipos de interés en 0,50 puntos situándolos en 3,75%. Con esta medida el BCE pretende dar financiación más barata y abundante a la banca y reactivar la economía de la Eurozona. Ello se debe a que la debilidad económica de Europa es patente. El crecimiento económico en la Eurozona es negativo. Como consecuencia las empresas están sufriendo un estancamiento o disminución de la demanda de sus productos lo que no les permite aumentar su producción ni la contratación de mano de obra, por lo que parece que el paro seguirá aumentando. Los índices de clima económico, de confianza y de gestores de compras siguen a la baja de manera que parece que la recuperación económica se retrasará hasta el 2010 para, eso sí, acelerarse conforme nos adentremos en el 2011.


BAJADA DE TIPOS

En estas condiciones ¿La rebaja de los tipos de interés que hizo ayer el BCE tendrá algún efecto en la economía europea? La respuesta es afirmativa porque Europa está sufriendo una crisis de insuficiencia de demanda agregada y existe, por tanto, capacidad productiva ociosa. Efectivamente, el aumento de los precios de los alimentos y el petróleo ha erosionado el poder adquisitivo e hizo disminuir la demanda agregada. Por tanto, si la bajada del precio del dinero el BCE se trasladase al EURÍBOR y a las operaciones de crédito, fomentaría la inversión y el consumo privado al disponer empresas y familias de menos costes financieros y de préstamos y créditos más baratos. Si eso fuese así se conseguiría el deseado aumento del PIB y del empleo.

NO ES LA SOLUCIÓN

Pero los problemas de Europa son fundamentalmente estructurales por lo que la bajada de tipos, aunque ayude, no es la solución ya que no garantiza que consumidores e inversores aumenten su endeudamiento y, por tanto, gasto ante unas bajas expectativas económicas. Esta es una crisis estructural y de confianza, basada en la incertidumbre que no se soluciona solo con medicina monetaria. Además, esta rebaja, puede provocar un aumento de la inflación en el 2011 ya que existen en la economía europea excesos de dinero (M3) que antes o después desembocarán en tensiones inflacionarias. Aunque, por ahora el riesgo de tensiones inflacionistas en el conjunto de la Eurozona parece muy limitado.

LA ESPERADA SUBIDA DE LAS BOLSAS

En definitiva la rebaja realizada ayer por el BCE en el precio del dinero, si se trasladase al EURÍBOR, abarataría las condiciones de endeudamiento rebajando los costes financieros de las empresas y de las familias lo que aumentaría la renta disponible de la economía facilitando en alguna medida el crecimiento y el empleo. Además al hacer menos atractiva la renta fija y más atractiva la renta variable podría ayudar a la recuperación de las Bolsas al desplazarse los ahorradores desde renta fija a renta variable y mejorando, a través del efecto riqueza, las expectativas económicas de empresas y familias.

Comentarios

Fernando Peral 9 octubre 2008 - 16:19

El problema es que, al menos hoy, la bajada del BCE ha desembocado en una subida del Euribor a 1 año.
En mi opinión, el peligro radica en que esa liquidez añadida se quede en los bancos para hacer frente a sus pérdidas por errores en las decisiones de crédito, y no resuelve el problema de fondo, que es LA CONFIANZA, a la que hoy tenemos que sumar el problema de la SOLVENCIA de los bancos. Nadie sabe todavía cuánto está contaminado en los balances; tan es así que los bancos no se prestan dinero entre sí.
En definitiva, creo que siguen combatiendo el fuego con gasolina, y que se está intentando salvar a bancos e instituciones financieras que han cometido graves errores de gestión pagando los platos rotos con el dinero de los contribuyentes.
Hay que aceptar que entramos en recesión y que el sistema financiero tiene que sanearse rápida y eficazmente para poder empezar a tratar de salir de ella. Las quiebras y fusiones serán necesarias, pero sólo después de haber sacado a la luz todo lo que está infectado, calculado el coste de sanearlo y establecido las condiciones legales y técnicas para hacerlo.

María 9 octubre 2008 - 19:25

Yo creo que aquí inciden 3 factores:

1-Si el euribor baja (que por ahora no baja, si no que hoy marca un nuevo máximo), los consumidores tendrán más dinero, comprarán más y las empresas incrementarán producción y empleo.

2-Como sabemos, la confianza no se consigue bajando tipos de interes, pues yo puedo pedir ahora un prestamo al 15% que ni aún así me lo van a dar si es una inversión con algo de riesgo (y eso que no hay inversión sin riesgo), y desde luego, no porque el dinero esté barato nadie se va a poner a montar negocios, pues sólo los montas si ves expectativas favorables y te salen las cuentas, y teniendo en cuenta lo negro que pintan el futuro inmediato y lo caro de la financiación, a ver quien se dedica a ampliar la fábrica o crear otra, cueste lo que cueste el dinero.

Y 3- El Euribor va por libre, y aunque le presten más barato a los bancos eso no implica que vaya a reflejarse automaticamente, aunque la banca española ha dicho que lo hará, pues si la morosidad aumenta, aumentará el diferencial que te van a aplicar para cubrir otros impagos, y si la morosidad sigue subiendo, aunque el dinero prestado a los bancos sea al 3.5% (creo que eso leí, pero en cualquier caso era 3 y pico), los bancos prestarán a ese tipo+morosidad+gtos estructura, así que seguiremos dependiendo de la evolución de la morosidad.

amarchante 10 octubre 2008 - 12:40

Cada vez está más claro que el mayor de los problemas actuales es la crisis de confianza. Aumentan la liquidez y la bolsa no sube; aumentan la protección de los fondos y la bolsa no sube; bajan los tipos y la bolsa no sube; bajan las materias primas, entre ellas el petróleo, y la bolsa no sube; el euro baja y las bolsas europeas no suben.
La parcialidad de las auditorías a la hora de hacer sus informes hacen que nadie los tome en serie. ¿Por qué desconfiarán de estos informes? Tal vez porque todos los “encauzan”…
Ya hemos visto que hay que ir a solucionar el problema de la crisis de confianza interbancaria, hasta que no se solucione…

María 10 octubre 2008 - 13:20

Amarchante, creo que hay algo más que falta de confianza ahora mismo, hay puro pánico, y en momentos de pánico poco importan los informes economicos, pues los neofitos dan orden de venta, ya que la FED dice que no salvará a los bancos que quiebren, si no a los depositos de los particulares, y se vende todo, pues la mayoria tiene fondos que tienen todo tipo de acciones, y al caer, los que se han posicionado al alza, deben vender, pues suelen estar apalancados, y la bajada se retroalimenta sóla.

jose88 17 diciembre 2008 - 12:39

Una bajada de los tipos de interes supone una inflación mayor, es decir una subida de precios, que los tipos de ineres bajan no suponen un reactivamiento de las economias ya que existe miedo y desconcierto “no fluctua e dinero”

Dejar un Comentario

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle contenido relacionado con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar