28
Dic

¿El declive del imperio americano?

Escrito el 28 Diciembre 2007 por José Ramón Diez Guijarro en Uncategorized

Ojeando estos días la prensa internacional, me encuentro con el tradicional ejercicio de repaso de los acontecimientos más importantes del año. Y me sorprende que en la versión electrónica de Financial Times, la noticia más leída del año no está relacionada con las turbulencias financieras que se iniciaron el pasado verano, ni con la escalada del precio del petróleo o las actuaciones de los bancos centrales en un contexto de máxima dificultad. No, el artículo más consultado es el que escribió el Interventor General del Estado americano (David Walker), America risks the fate of Rome, el pasado mes de agosto, en el que vuelve a retomar un clásico como es el de comparar el declive del imperio romano con la actual situación de la economía americana.


Historiadores importante como Paul Kennedy ya analizaron el auge y caída de los grandes imperios (“The Rise and Fall of the Great Powers”) aunque el estudio se centró en el período 1500-2000. Aunque nadie ha superado al clásico de Edgard Gibbon (“The History of the Decline and Fall of the Roman Empire”).

Lo destacable es que esta vez las críticas provienen de un alto cargo de la administración americana, nombrado por un período de quince años y, por tanto, no susceptible de apoyar a algunos de los grandes partidos en pleno año electoral. Además, se trata de la persona que tiene la responsabilidad de ejercer el control interno de las cuentas públicas americanas y, por tanto, un profundo conocedor de los compromisos adquiridos en un horizonte de medio plazo. Y el mensaje es claro, la única superpotencia que existe actualmente, se enfrenta a importantes desafíos en los próximos años que pueden poner en peligro este rol. Según el autor, la política fiscal, medioambiental, sanitaria, energética o exterior deben experimentar importantes revisiones a corto plazo. Especialmente preocupantes van a ser las implicaciones sobre la estabilidad fiscal, de las jubilaciones de los “baby-boomers” que empezarán a producirse a finales de esta década.

De manera que se recomienda al nuevo presidente que priorice la responsabilidad fiscal y la equidad intergeneracional a la hora de empezar a tomar decisiones, lo que debe implicar la reforma de la Seguridad Social, y del sistema impositivo. Todo con un horizonte de largo plazo, con la máxima transparencia y el acuerdo de los dos grandes partidos. Ideas que se pueden aplicar en muchos otros países y que reflejan la necesidad de que la política económica se desligue del ciclo electoral. En este contexto, la depreciación del dólar puede ser una señal del aumento de la desconfianza sobre el futuro de EEUU, aunque a corto plazo pueda tener efectos positivos. Mientras tanto y, en la línea de las sabias recomendaciones del profesor Pampillón, no estaría mal en estas fiestas volver a ver el clásico de Denys Arcand (El declive del imperio americano) y su secuela (Las invasiones bárbaras). No tienen mucho que ver con economía pero son dos interesantes películas.

Comentarios

Rafael Pampillón 28 Diciembre 2007 - 17:49

Muy oportuno y muy interesante tu post José Ramón. Estoy de acuerdo con David Walker. EEUU debe aprender no sólo del apogeo de Roma, sino también de la caída del Imperio Romano. EEUU es hoy la única superpotencia, pero tal condición se le puede acabar. Sus políticas, desde la guerra de Iraq a la salud, la enseñanza, la inmigración o el medio ambiente, precisan una revisión. El déficit público ha puesto al país contra las cuerdas. Ante los enormes e indudables desafíos actuales, EEUU no puede confiar exclusivamente en sus éxitos del pasado. Roma cayó por diversos motivos: la crisis moral y división interna, la excesiva expansión militar exterior y la irresponsabilidad fiscal. Cuando, como señalas, en EEUU se jubile la generación de la posguerra (la del baby-boom), el déficit público será todavía mayor y la deuda tremenda ¿Se producirá entonces la caída del Imperio Americano?

Jose Luis Borrallo 28 Diciembre 2007 - 18:40

Parece que todo el la vida ha de tener su balanza, ya que si no se produce el desequilibrio. De hecho, el mal existe en tanto en cuanto se contrapone al bien, el odio al amor, ¿que es el frío sino la ausencia de calor?…
Estados Unidos se tiene que redefinir. Ya no tiene a un diablo tan evidente,desde la caida del muro de Berlin y la lucha contra Al- Qaeda no es popular en muchos países porque consideran que lo de la “torres gemelas”, es consecuencia de ese orgullo consuetudinario americano y que “bien merecido se lo tienen”.
Todas estas guerras y tareas exteriores en las que se han metido no han sido bien vendidas al exterior y lo están pagando no sólo con una deuda galopante sino con muchas vidas y precio social.
No sé si es homologable la situación de Roma a la de USA, pero lo que si es cierto, es que no veo un sustito a su hegemonía que no me cree desazón. En fin, “In god we trust”

nanule 29 Diciembre 2007 - 16:28

En consonancia con lo que ha dicho Pampillón en otro sitio, a mí me parece que una de las amenazas al imperio americano es la propia insolidaridad internacional de Estados Unidos frente al resto del mundo. No ha firmado los acuerdos de Kioto, (con un 5% de la población mundial es responsable del 25% de las emisiones totales de gases contaminantes), se fue de la Cumbre del racismo (cuando Israel abandonó la Reunión al ser acusada por los países árabes de racista), solo aporta el 0,1 % del PIB en Ayuda Oficial al Desarrollo (cuando la media de los países donantes es 0,4 y los países nórdicos y Holanda entregan más del 0,7%), no quiere que sus ciudadanos se sujeten al Tribunal Penal Internacional, es incapaz de poner fin a los conflictos de Oriente Medio y tiene una política agraria, al igual que Europa y Japón, muy proteccionista y, por tanto, insolidaria con el Tercer Mundo.
http://economy.blogs.ie.edu/archives/2007/06/hacia_donde_va.php

ana 29 Diciembre 2007 - 16:30

A lo largo de los últimos 500 años los imperios han surgido y desaparecido con relativa rapidez. El mundo ha estado dominado sucesivamente por españoles (la España imperial duró siglos), franceses e ingleses. En el siglo pasado aparecieron finalmente el imperio soviético y el americano. Tras el colapso del comunismo EEUU se ha convertido en la única potencia mundial. Efectivamente al final del siglo XX EEUU se erigió como país dominante ganando la carrera tecnológica (es la primer potencia tecnológica del mundo), la política (única superpotencia), la militar, que le permite ser el imperio y la económica (es la primera economía del mundo). Su dominio es incluso cultural ¿Ha llegado a su fin?
http://economy.blogs.ie.edu/archives/2007/06/ha_comenzado_la_1.php

Rafael Pampillón 29 Diciembre 2007 - 16:37

Sobre este tema Samuel P. Huntington ha escrito un libro polémico (¿Quiénes somos?) http://en.wikipedia.org/wiki/Who_Are_We%3F_The_Challenges_to_America%27s_National_Identity
en el que señala que a corto o a largo plazo EEUU se tambaleará y entonces ¿Qué país ocupará su lugar? ¿China? ¿India? No lo sabemos, pero, desde mi punto de vista, los indicios señalan que poco a poco, lentamente pero de forma perceptible, las bases sobre las que se construyó el sueño americano se tambalean. Para Huntington la caída del imperio, se debe entre otras cosas, a los inmigrantes latinoamericanos, especialmente mexicanos que destruyen las tradiciones de EEUU erosionando la identidad norteamericana. A mi me parece que no. Estoy de acuerdo con Manule EEUU se está autodestruyendo por su política unilateral e insolidaria.

standard 16 Septiembre 2011 - 07:35

estados unidos ser el sucesor del imperio britanico y al igual que el ingles ser narco y esclavista (mano de obra baratisima en china y mejico y en tercer mundo) se creen romanos pero son algo peor cartagineses ellos caeran por abusar de los pueblos debiles (libia irak argentina en las malvinas mejico cuba centroamerica chile yugoslavia ruanda sudeste asiatico deudas aproposito ruinosas a los paises libres etc etc ) por todo eso tienen que pagar su deudas hasta la tercera generacion biblica (250 años) su decadencia y desintegracion es inevitable tal como les paso a todos los imperios anteriores sin excepcion seran destruidos y no renaceran seran reemplazados por el futuro imperio mundial de los paises del bric uno de estos estados creo que rusia mas alemania pueden ser una buena posibilidad los demas seran una futura otan y por supuesto seran iguales o peores que los norteamericanos usa caera sin dudas por su deuda externa superior al triple de su verdadero pbi sus maqinaciones y tretas financieras no los van a salvar para peor incrementara la caida del imperio mucho peor el trebajo real esta en el extranjero lo que asegura la total destruccion y por supuesto los gastos militares alucinantes mas los de espionaje terminan por garantizar el colapso la oligarquia anglo americana en su estupidez arrastrara la civilizacion a una nueva edad media catastrofica la pobacion del mundo colapsara como en la antiguedad por medio de epidmias y pandemias globales en este caso paises como argentina puden comvertirse en la futura superpotencia dentro de 120 años ( argentina estado agricultural y ganadero igual que los godos sugestivo no y al igual que ellos tambien muy maltratada por el imperio ) pero es mas probable que una alianza de los bric mas algun otro pais sean los sucesores del estpido imperio judeo angloamericano

Dejar un Comentario

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle contenido relacionado con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar