14
Ago

Economía española: ¿cambio de ciclo?

Escrito el 14 Agosto 2007 por Rafael Pampillón en Economía española

En el segundo trimestre de este año se ha producido la primera disminución de la tasa de crecimiento de la economía española de los últiimos 13 trimestres. Efectivamente, tal como publica hoy el INE, durante el segundo trimestre del año, el PIB real registró un crecimiento interanual del 4%, frente al 4,1% del trimestre anterior. Este crecimiento supera, una vez más, el consenso de las previsiones de los analistas. La ligera desaceleración del ritmo de crecimiento del PIB español proviene de la moderación del gasto de las familias tanto en el consumo como en vivienda. Por otro lado se observa una menor aportación negativa del sector exterior lo que quiere decir que se va corrigiendo, aunque muy ligeramente, el patrón excesivamente desequilibrado que ha dominado la economía española en los últimos años. Esto no quiere decir que se reduzca el déficit por cuenta corriente, sino que este tiende a frenar su crecimiento.


El consumo final de las Administraciones Públicas sigue creciendo por encima del PIB en el segundo trimestre de este año en la misma línea que los dos trimestres anteriores, reflejando las elecciones locales y autonómicas de mayo último y las generales que se aproximan más bien pronto que tarde.

La inversión en vivienda muestra una tendencia a la baja en los últimos cinco trimestres y que se ha intensificado en los tres últimos. Esta tendencia, sin embargo, se vio contrarrestada por la aceleración de la construcción no residencial. Ahora bien, el repunte de esta descansa en gran parte en el pico de la obra pública que se produce dos o tres trimestres antes de las elecciones generales, locales y autonómicas. Y dada la proximidad de las generales no espero que remita hasta después de estas y, por tanto, será entonces cuando la actividad constructora en su conjunto se modere.

En resumen, al igual que se prevé a escala mundial, la fase cíclica expansiva que inició la economía española en 2003 parece haber iniciado su descenso en el segundo trimestre de 2007. Desgraciadamente el contexto internacional y las condiciones propias de la economía española hacen posible una corrección negativa en el ritmo de crecimiento del PIB y del empleo a medio plazo. Los desequilibrios financieros de los hogares y empresas también siguen aumentando y sus repercusiones también presentan importantes incertidumbres sobre el crecimiento del PIB a medio plazo. A ello se une el exceso de oferta de vivienda y el mayor paro en ese sector ¿Cambiará el patrón de crecimiento económico español basado en actividades resguardadas de la competencia internacional, intensivas en mano de obra y con niveles de productividad bajos? ¿Estamos ante un cambio de ciclo de la economía española?

Comentarios

Ana Albert 14 Agosto 2007 - 11:34

Alguien conoce alguna predicción para la economía espñola paa el tercer trimestre de este año.

SamSS 14 Agosto 2007 - 19:57

Realmente no hja sido tan ligera la desaceleracion, ya que si se compara en terminos anuales, se ve que es una decima, pero a efectos intertriemstrales la economia ha manifestado una caida de 3 decimas, de un 1,1% en el primer trimestre a un 0,8% en el segundo.

Estos datos han salido de manera mas rotunda y clara en Eurostat, donde, sin embargo se ve que la economia española no se esta portando tan mal si la comparamos con las grandes economias de la zona euro, donde Alemania ha epriddo combustible pasando de un 3,6% a un 2,5; Francia de un 1,9 a un 1,3, e Italia de un 2,3 a un 1,8, sinedo sus crecimientos intertriemstrales de 0,3 , 0,3 y 0,1 respectivamente, claro esta que ah España no le ha ido tan mal.

Habra que saber cual ha sido aportacio nal creimiento del PIB durante este trimestre.

Sigo considerando que esta moderacion es positiva, porque me parece que la economia española crecia a un ritmo superior al de su potencial actual, debido a una baja productividad que si bien esta repuntando aun no es muy importante.

SI algun redactor lee esto me gustaria que un dia se escrbiese u narticulo sobre la paortacion del I+D en España en 2006, y si el proyecto de INgenio 2010 es viable.

José María Zarandieta 15 Agosto 2007 - 22:26

Estimado Rafael:
Quería preguntarte sobre el efecto del déficit exterior en el contexto del pequeño superavit europeo. ¿Es tan preocupante que una región europea tenga este déficit si el conjunto tiene superavit o está equilibrado?.
¿Tendremos financiación si existe el euro y la libre circulación de capitales a pesar de nuestro déficit?
¿Dependerá de la credibilidad de nuestras empresas?

Rafael Pampillón 17 Agosto 2007 - 09:33

Querido José María: El déficit exterior de España se debe a que el consumo y la inversión interna son muy fuertes. España aumenta de forma salvaje su posición deudora con respecto al resto del mundo. Estamos invirtiendo, (comprando casas, por ejemplo) más de lo que ahorramos. Esa necesidad de financiación de la economía española refleja un importante proceso inversor, para el que está siendo insuficiente nuestro ahorro interno. Buena parte de esta inversión se ha centrado en la construcción y en la compra de bienes de equipo. En todo caso el aumento de capital que disfrutamos, desde que entramos en el euro, se ha dedicado a aumentar el parque inmobiliario. Este déficit exterior tan desmesurado exige recibir para financiarlo una enorme corriente de ahorro externo ¿Puede sostenerse esta situación? ¿Llegará un momento en que los inversores extranjeros se desanimen y retraigan su financiación?

Julio Segura (“La productividad en la economía española”. Fundación Ramón Areces, 2006) señala que el déficit exterior no es de preocupar a corto plazo, “porque en un área monetaria común no existen problemas de financiación del déficit externo” para un país concreto que forme parte de ese área. Para Segura “el problema radica en que el déficit externo significa dificultades para generar valor añadido en la economía y que esto puede afectar negativamente a su capacidad de crecimiento y, por tanto, al empleo y al bienestar”.

La pregunta clave es si es sostenible o no el déficit exterior. A mi me parece que a corto plazo si. Existe un cierto acuerdo que gracias a estar en el euro como tú dices hay una gran facilidad para obtener financiación en el exterior. Al formar parte del euro nuestro déficit exterior es menos grave. Pero, a medio plazo, la mezcla de pérdida de competitividad con fuerte endeudamiento (generado por el gigantesco déficit exterior) puede conducir a un enfriamiento de la demanda de consumo de inversión y de exportaciones. Entonces el aparato productivo tendría que ajustarse con reducciones en la producción y aumentos en el desempleo. Es decir, llegará un momento en que nuestra disponibilidad de crédito externo se reduzca y encarezca. Esta disminución de la oferta de crédito implicará una menor inversión y consumo internos que unidos a un ajuste en el mercado de la vivienda podría tener repercusiones negativas sobre el empleo y el ritmo de crecimiento español. La única duda que tengo es sobre la intensidad y el momento exacto de ese proceso.

Dejar un Comentario

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle contenido relacionado con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar