21
Dic

Irán y el dólar

Escrito el 21 Diciembre 2006 por Juan Carlos Martínez Lázaro en Política Monetaria

El gobierno iraní ha anunciado que a partir de la próxima primavera sustituirá al dólar por el euro como moneda de cobro por sus exportaciones petrolíferas, y que cambiará sus reservas en dólares por euros. Actualmente la mayor parte de los más de dos millones de barriles que Irán exporta tienen como destino Asia, pero también un parte sustancial viene a Europa. Y aunque parte de esas exportaciones ya las cobra en euros, la idea es que su totalidad se paguen en la divisa europea. Tras esta medida se encuentran las crecientes dificultades a las que se enfrenta el gobierno de Teherán en sus transacciones financieras internacionales en dólares, debido a la presión a la que Washington le somete por el desarrollo de su programa nuclear.

Pero lo que debería ser es un paso más en la disputa que enfrenta a Estados Unidos y el régimen de los ayatolas, no es un hecho aislado. No sólo Irán está cambiando sus reservas a euros, sino que gran parte de los países que tienen abundancia de ellas, y en estos momentos fundamentalmente son los exportadores de petróleo, están siguiendo el mismo camino. En Venezuela las reservas en dólares han caído del 95% al 80%, y las de euros han aumentado del 5% al 15%; Indonesia ha anunciado que cambiará un 8% de sus casi 40.000 millones de dólares a euros; y Rusia, sólo en la primavera de 2006, invirtió 11.000 millones en activos denominados en euros, frente a los 5.000 que invirtió en dólares.

Estos son sólo algunos ejemplos que ilustran la tendencia de muchos países a diversificar sus reservas, dando una mayor importancia a la divisa europea. Actualmente, se estima que el 25% de las reservas mundiales ya están nominadas en euros, mientras que las reservas en dólares han disminuido desde el 71% que suponían en 1999, hasta el 65% que representaban la primavera pasada. Estos movimientos ayudan a explicar en parte, la debilidad de la moneda norteamericana frente a la europea. En lo que va de año el dólar ha perdido el 9% de su valor frente al euro, rozando los mínimos históricos que se alcanzaron en diciembre de 2004. Y en principio todo hace pensar que esa tendencia se mantendrá en próximo año, sobre todo si tenemos en cuenta que lo previsible es que el Banco Central Europeo suba los tipos de interés y que la Reserva Federal estadounidense los baje. Ante esta situación, ¿podremos llegar a ver, como dicen algunos analistas, el dólar a 1,50 euros?

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Dejar un Comentario

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle contenido relacionado con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar